Migdonio Blandón B.
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Según los Institutos de Salud, por datos recopilados de médicos especialistas en Oncología; en nuestro país, es una de las enfermedades letales más dañinas, sobre todo en el sexo femenino desde sus años mozos; pero si se cuida o trata a tiempo, como lo recomiendan dichos especialistas, hay mucha posibilidad de evitarlo e incluso de lograrse una sanación integral; y con la ayuda de DIOS, evitar ser víctima de mal tan dañino.

Nuestro querido país Nicaragua, por la bendición de DIOS, iluminó a la Fundación Ortiz Gurdián, para que entre otras actividades culturales, artísticas y económicas, de manera especial el respaldo de Banpro y la colaboración de otras Instituciones benéficas, hicieran una decisiva campaña contra el cáncer, con el  posible fin de evitarlo. Construyendo  para ello  y como frente de ataque, la Clínica para el Cáncer de mama.

Dicha Clínica está  eficientemente preparada, con equipos modernos y adecuados; desde su personal médico de Oncología, enfermeras especializadas y todo lo necesario y concerniente; y de manera especial de quienes han sufrido y recibido allí mismo el debido tratamiento, así con la ayuda de DIOS lograron restaurar su salud.  Tales féminas se han convertido en enfermeras y agentes voluntarios, ayudando no solo a quienes sienten  síntomas, sino para hacerse el debido examen a su tiempo.

El Nuevo Diario del 20 de octubre de 2016, en el tema del día presenta datos fidedignos sobre dicha maligna enfermedad. Su título principal dice: al menos 500 casos de cáncer de mama detectados cada año. Dichos datos son referentes a los pacientes que se han sometido a ello; pero del resto de la población que va desde la niñez hasta la senectud. Sin embargo, los datos estadísticos oficiales no son completos para el total de la población.

Activistas de la FOG, con mucho acierto de parte de sus dirigentes, desde hace varios años en determinado tiempo, promueven marchas de personas que con carácter deportivo, de diversas edades y sexos, contribuyen así voluntariamente con un donativo voluntario, para ayudar al mantenimiento de tan benéfica institución, siendo dichas marchas de seis kilómetros. La última fue el pasado domingo trece, con  seis mil participantes.  

Esta semana el letal victimario dejó un nuevo duelo en nuestra parroquia de San Agustín, a los que tuvimos la satisfacción de conocer y tratar de cerca a dicha sufrida víctima del cáncer. Fue la valiosa Arquitecta Sandra Castillo de Arana. A su cónyuge e hijos, toda la parroquia y amigos, todos los que pudimos estar en su vela y funeral que se efectuó de una solemne Celebración Eucarística antes de su funeral ayer jueves 20 corriente, les damos nuestro pésame.

He dicho un nuevo duelo, porque mañana 21 de los corrientes se cumplen dos meses del deceso de nuestro querido párroco Monseñor Benito Pitito; pero la importante alusión que hacía de nuestra amiga Sandra que también ya descansa en EL SEÑOR, me permito referirme a ella por haberla conocido desde su infancia.  Su padre el Dr. Roberto Castillo fue mi mejor amigo;  y  fuimos consocios de dos personas más y una de ellas fue Judas estafándonos a los demás. Es una vieja historia en la que nos tocó llevar una pesada carga que también como víctimas consolidó nuestra amistad; pero son cosas pasadas, así conocí a Sandra y su familia; y perteneciendo a la misma comunidad y parroquia, al estar ella encargada de la atención especial de la capilla del Santísimo, también mejoró nuestra relación familiar; por lo que siempre estuvimos al tanto de la pesada cruz de su enfermedad, la que supo llevar.

Así pues creo que todos los que pudimos conocer a Sandra y su largo calvario, estamos seguros que quien como ella, ha tenido con la ayuda de DIOS, que llevar una cruz tan pesada como la suya, de hecho aquí se ha santificado y nos deja la enseñanza, si en nuestro caminar por la vida, con Él llegamos hasta la eternidad.

* Miembro de Ciudad de Dios.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus