Bayardo Altamirano
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Dado los continuos avances de las universidades hermanas, las funciones de la UNAN se han incrementado a las de la internacionalización. Se trata no solo del intercambio de profesores y de lograr becas para estudios de maestrías y doctorados, sino también de copiar,  en el buen sentido de la palabra, innovaciones en diferentes campos. Transferencia de tecnologia.

Aunque el asunto que voy a tratar es propio de la Universidad Agraria que dirige con particular acierto Telémaco Talavera, en la UNAN tenemos el programa de crianza de iguanas y tortugas  bajo la responsabilidad del Departamento de Biología y nos llegan noticias de avances en la tecnología del campo. Por ejemplo,  Investigadores de la UNAM acaban de crear el programa que llaman La Milpa Sustentable con el fin de ofrecer un sistema de producción de maíz sencillo, de bajo costo y eficaz que fomenta el aumento de la productividad. Es un método alternativo dedicado a dicho cultivo, que no requiere gran inversión ni mucha tierra para su implementación.

El creador del proyecto es el ingeniero León Garza, un profesor de la Facultad de Ingeniería de la máxima casa de estudios de México. Nos explica que, con esta alternativa ecológica, se requieren tan solo cien litros de agua para producir un kilogramo de maíz, mientras que con la agricultura tecnificada se necesitan mil o más.

Con dicho programa, y en lugares de climas donde no hay heladas, es posible tener al menos tres cosechas al año en un patio de 10 x 25  metros, 250 metros cuadrados y se logra una producción estimada de 20 kilogramos a la semana por jornal, para un total de más de una tonelada anual, dice el compañero Garza.

Asimismo, detalla que La Milpa Sustentable puede implementarse en cualquier temporada sin depender de las lluvias debido a que el sistema consiste en una maceta en bolsa de plástico con válvula, la cual permite la saturación y drenaje permitiendo obtener el riego que la planta necesita para su germinación, crecimiento, floración y producción de frutos y semillas. Y a comer elotes se ha dicho. También se pueden sembrar frijolitos.

Ni que decirles que nos disponemos a experimentar el bendito procedimiento y ojalá, en fecha próxima, León pueda visitarnos y darnos unas conferencias magistrales, donde ya podríamos mostrarles algo de lo realizado. Pero si la UNA o el INA reclaman su legítimo derecho le pasamos el paquete al costo.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus