•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Hace 500 años se inició el movimiento protestante que cambió al cristianismo para siempre. El 31 de octubre de 1517, Martín Lutero hizo pública su crítica contra la Iglesia católica y su centro de poder en Roma y lanzó la reforma.

Las 95 tesis escritas por Martín Lutero fueron traducidas rápidamente al alemán y ampliamente copiadas e impresas. A las dos semanas ya estaban difundidas por toda Alemania y en dos meses, por toda Europa. Este fue uno de los primeros casos de la historia en los que la imprenta jugó un papel importante, al facilitar la distribución y ampliar cualquier documento.

Lutero denunció el celibato como una práctica universal para el sacerdocio y se casó con una exmonja de nombre Katharina von Bora, en 1925. La unión de esa pareja estableció las bases de otros cambios dentro de la propia Reforma.

El papa León X, hizo caso omiso a Lutero, aseverando que, “cuando esté sobrio, cambiará de parecer”. El 3 de enero de 1521, el papa excomulgó al rebelde monje alemán (Lutero) de la Iglesia católica; mediante la bula “Decet Romanum Pontificem”.

Tal decisión no evitó que sus ideas se propagasen a los diferentes niveles sociales, desde campesinos resentidos hasta poderosos príncipes alemanes. Estos últimos ansiaban desafiar la hegemonía de Carlos V, el monarca del sacro imperio romano, un complejo bloque de territorios multiétnicos en Europa Central.

El sacro imperio romano, se dividió a lo largo de líneas religiosas y nacionalistas, conduciendo a conflictos armados como la sangrienta Guerra de los XXX (1618-1648), resultando como consecuencia la fragmentación del imperio hasta su disolución formal en 1806.

Lo hizo cuestionando la venta de indulgencias, práctica frecuente en la Iglesia católica de aquellos años (cobraba por perdonar los pecados). Lutero clavó sus escritos en las puertas de una iglesia de Wittenberg (Sajonia), el 31 de octubre de 1517. Ese acto dio origen a la Reforma protestante, desafiando el poder del Papa (el hombre más poderoso de Occidente). Dividió a la Iglesia católica y dio origen al protestantismo.

La Reforma Protestante fue un movimiento ideológico y político que tuvo una extraordinaria importancia en la historia. No solamente elaboró una nueva teología que dio origen a las numerosas congregaciones protestantes, sino que articuló una teoría política contraria a la que había mantenido la iglesia a lo largo de toda la Edad Media.

La Reforma tuvo su origen, en las críticas y propuestas con las que diversos religiosos, pensadores y políticos europeos, lo que provocó un profundo cambio, generalizando las costumbres de la Iglesia católica y negando la jurisdicción del Papa sobre toda la cristiandad.

Ese movimiento recibió posteriormente el nombre de Reforma protestante, por su inicial y clara intensión de reformar el catolicismo, queriendo retornar a un cristianismo primitivo, y la importancia  que tuvo la Protesta de Espira, presentada por algunos príncipes y ciudades alemanas en 1529, contra un edicto del emperador Carlos V, tendiente a derogar la tolerancia religiosa que había sido concedida a los principados alemanes.

Este movimiento enterraba sus raíces en elementos de la tradición católica medieval; como los Alumbrados y la reforma del cardenal Cisneros en España, también el movimiento de la Devoción Moderna en Alemania y los Países Bajos, que era una piedad laica antieclesiástica y centrada en Cristo.

La segunda generación del humanismo la siguió, comenzando con la predicación del sacerdote agustino Martín Lutero, que revisó la doctrina de la Iglesia católica, según el criterio de su conformidad a las Sagradas Escrituras. En particular, rechazó la teología sacramental católica, que según permitía practicas como la “venta de indulgencias”, un secuestro del evangelio, el cual debía ser predicado libremente y no vendido. 

La Reforma protestante, dependió mucho del apoyo político de algunos príncipes y monarcas, permitiéndole formar iglesias cristianas estatales y posteriormente iglesias nacionales. Los principales exponentes de la Reforma protestante fueron: Martín Lutero y Juan Calvino. El protestantismo hoy constituye la tercera gran rama del cristianismo, con un grupo de fieles que actualmente supera los cuatrocientos millones.

* Diplomático, Jurista y Politólogo.
 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus