•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El cardenal Leopoldo José Brenes, arzobispo de la Arquidiócesis de Managua, llama a los nicaragüenses a que acompañen a sus sacerdotes en el trabajo pastoral, y que también todas las personas sean misioneras en el camino para atraer a los jóvenes hacia Jesucristo.

El sábado en una homilía en la parroquia de Jesús Sacramentado, en el barrio Pedro Joaquín Chamorro, el jerarca de la Iglesia católica habló sobre el mensaje emitido el lunes pasado por la Conferencia Episcopal de Nicaragua.

En el mensaje los obispos llamaron a  “no ceder a la tentación de la violencia”, porque “jamás resuelve los conflictos”, en referencia al proceso electoral que tendrá como punto clave la votación del seis de noviembre.

Brenes manifestó que “una vez alguien de la Revista Paris Match de Francia, le preguntó al Papa sobre lo que él pensaba cuando algunos sectores no aceptaban su mensaje, y pues él decía que la Santa Sede, la Iglesia y el Santo Padre son totalmente libres para expresar su opinión, ya que la Iglesia siempre está animada por la gracia del Espíritu Santo”.

A su vez el jerarca de la Iglesia católica enfatizó que “nosotros los obispos somos instrumentos del espíritu. El Santo Padre también decía que a veces es muy difícil complacer los gustos y las simpatías de diversas personalidades. Nosotros hemos actuado en comunión, y ese documento se preparó con mucha calma”.

Asimismo, el cardenal Brenes comentó que “el día de la reunión cada obispo que conforma la Conferencia Episcopal fue aportando una palabrita, quitando alguna coma, diciendo: ‘esta palabra no es buena’ o ‘esta hay que decirla de esta forma’”.

Además, dijo que personalmente se sintió muy contento porque “todos los obispos pusieron su granito de trigo y lo hicimos en un ambiente de oración, sé que mucha gente nos tuvo en oración y creo que salió lo que tenía que salir. No lo que muchos economistas o políticos pensaban. Pero pienso que el mensaje está muy claro”.

LLAMADO A ACNUR Y OEA

Después de la celebración eucarística el domingo, el arzobispo se refirió al caso de los misioneros que el pasado tres de agosto no pudieron ingresar al país. “Es una cuestión bien triste, pero platicando un poco con el viceministro del Ministerio de Gobernación (Carlos Najar Centeno), me decían que un grupo de personas que no eran misioneros se estaban colando”, dijo Brenes.

En cuanto al problema que pasan los migrantes que permanecen varados en la frontera con Costa Rica, el arzobispo de la Catedral Metropolitana señaló que es un tema bastante complejo. 

“Es que ellos van pasando de frontera en frontera y en cada una de ellas hay personas inconscientes que los van prácticamente desplumando”, indicó.

“Yo creo que el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur), y otros organismos internacionales tendrían que poner cartas en el asunto, porque su meta no es quedarse aquí en Nicaragua, ni en Costa Rica, ni en Panamá, es ir a los Estados Unidos”, señaló.

A criterio de Brenes la situación después de cruzar estas fronteras y llegar hasta Estados Unidos es grave. “Qué les espera en Estados Unidos, ahí no les espera una puerta abierta, a muchos de ellos los espera la cárcel”.

El Cardenal refirió que “este trabajo debe ser a nivel centroamericano, de todos los presidentes.

Pero a nivel latinoamericano debe ser de la Organización de Estados Americanos (OEA) para que se dé una respuesta positiva y no sea solo un problema para cada país”.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus