•   La Habana, Cuba  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Cuba expresó su preocupación por el trato migratorio "preferencial" de Estados Unidos a los ciudadanos de la isla que estimula la "emigración irregular" y el "tráfico ilícito de personas", durante la segunda reunión conjunta sobre el tema, realizada ayer en La Habana, informó hoy la Cancillería de la isla.

El segundo encuentro técnico entre autoridades de Cuba y EE.UU sobre migración transcurrió en "un clima de respeto y profesionalidad" y tuvo como objetivo "incrementar la cooperación bilateral en esta área", indica la nota publicada en el sitio oficial del Ministerio de Exteriores del país caribeño (Minrex).

Durante la reunión, Cuba expresó "su preocupación por la persistencia de la política de 'pies secos/pies mojados', la Ley de Ajuste Cubano y el 'Programa de Parole para Profesionales Médicos Cubanos', que conceden un trato migratorio preferencial a los ciudadanos cubanos y estimulan la emigración irregular hacia EE.UU".

Según el Gobierno cubano esta política favorece "la comisión de delitos como el tráfico ilícito de emigrantes y el fraude migratorio".

Ambas partes coincidieron "en la utilidad del encuentro y acordaron mantener las conversaciones en el futuro", concluye el breve comunicado.

El pasado febrero tuvo lugar en Miami el primer encuentro técnico sobre enfrentamiento al tráfico ilícito de emigrantes y el fraude migratorio entre autoridades de ambas naciones, que iniciaron en diciembre de 2014 un "deshielo" en sus relaciones tras más de medio siglo de enemistad.

El tema migratorio es uno de los más sensibles a tratar -junto al embargo que el Gobierno estadounidense mantiene sobre la isla- en la nueva etapa de normalización iniciada luego del restablecimiento oficial de los nexos diplomáticos hace más de un año.

En un comunicado, el Departamento de Estado de EEUU aseguró el pasado martes que daba la "bienvenida a la oportunidad de reunir a expertos técnicos para conversar sobre este tema de interés común".

La Ley de Ajuste Cubano, vigente desde 1966, y la política de "pies secos/pies mojados" privilegian a los cubanos que tocan territorio estadounidense, que pueden pedir la residencia permanente un año después; mientras que los interceptados en el mar son devueltos a la isla.

Los cancilleres de Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, México, Nicaragua, Panamá y Perú enviaron a finales de agosto una carta al secretario de Estado estadounidense, John Kerry, en la que pedían revisar su política migratoria hacia la isla e intentar así atajar la crisis de migrantes cubanos en el continente.

Según los Gobiernos de estos países, los privilegios que genera para los cubanos ese marco legal estadounidense les alientan a emigrar hacia EEUU pasando por el sur y el centro del continente, algo que se ha intensificado con el restablecimiento de relaciones entre Estados Unidos y Cuba.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus