•   Estelí, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Ante una oficina de mediación judicial comparecieron Rigoberto Rizo y su vecino Mario Sánchez, luego que este último en un arrebato de ira, aparentemente lanzó comida envenenada llevándose “en el saco” a 20 gallinas ponedoras, tres cluecas, un perro de raza pekinés y un perico, todos propiedad de Rizo. 

El hecho se dio en la comunidad Sabana Larga, ubicada en la zona sur del municipio de Estelí,  donde aparentemente las aves de corral se cruzaban a la huerta de Sánchez, comiéndose el cultivo de frijol.

Inspección

El capitán Luis Manuel Talavera, jefe de sector en la zona, realizó una inspección el área y recomendó a Rizo que cerrar su predio con malla, para evitar futuros inconvenientes.

Ante el mediador Noel Alfonso Pérez, se tomó la decisión “salomónica” de que  Sánchez debería pagar C$1,500  para indemnizar las pérdidas, ya que era una responsabilidad compartida.

Cuando los casos no se resuelven en la mediación se lleva hasta los tribunales de justicia, como sucedió en la comunidad El Tular, donde las partes se negaron a firmar el acuerdo por la muerte de 60 gallinas.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus