•   Chontales  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las dos hermanas con síndrome de Down que presenciaron el asesinato de su madre, sobrina y de la empleada doméstica de la casa donde vivían presentan afectaciones emocionales, informó la delegada del Ministerio de la Familia (Mifamilia) en Chontales, Yadira Mendoza.

A solicitud del Ministerio Público de Chontales, las dos mujeres, de 18 y 38 años, respectivamente, se encuentran protegidas por Mifamilia desde el 25 de junio.

Las mujeres son las principales testigos del asesinato de su madre, Ana María Espino, de 55 años; una hija adoptiva de ella, de nombre Mayra del Carmen Sevilla Espino, de 20 años; y de la trabajadora doméstica, Zenayda del Rosario Fonseca López, de 16 años.

Hasta ahora, la investigación señala como los autores materiales del crimen a dos de los hijos de la señora Mayra Sevilla: Bernardo Guadalupe Sevilla Espino y otro que es menor de 15 años.

Las tres mujeres aparecieron asesinadas el 19 de junio en la vivienda de Sevilla, ubicada en el barrio Buenos Aires del municipio de Acoyapa, Chontales.

Atención
La delegada de Mifamilia en Chontales aseguró que las dos testigos están siendo atendidas por especialistas, por lo que están trabajando en un plan de recuperación física y emocional.

“Una de ellas estaba en riesgo”, sostuvo Mendoza, al referirse a los problemas de salud que presentaba una de las testigos tras el crimen.

El reclamo
Gregoriana Sevilla Espino, hermana de las dos mujeres, en su momento pidió que se las regresaran, aduciendo que podía hacerse cargo de ellas.

Sin embargo, el fiscal auxiliar Juan Carlos García, quien lleva el caso en contra de Bernardo Guadalupe Sevilla Espino, dijo que las hermanas no pueden estar bajo el resguardo de Gregoriana Sevilla.

El alegato del fiscal se sustenta en que Gregoriana Sevilla defiende la inocencia de los dos acusados del triple crimen, quienes también son sus hermanos: Bernardo Sevilla y el menor de 15 años.

Recalcó que la Fiscalía, en coordinación con Mifamilia, tienen que proteger a las dos hermanas física y emocionalmente.

De los 16 testigos civiles que tiene la fiscalía, las dos hermanas Sevilla son testigos clave para esclarecer en su totalidad el triple asesinato de Chontales.

En un primer momento, Bernardo Sevilla habría admitido ante las autoridades ser el autor material del crimen, pero luego mantuvo su inocencia.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus