•   Matagalpa, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Debido a los múltiples golpes en la  cabeza de una niña de dos años, más las siete versiones que dio la progenitora a la Policía sobre la supuesta desaparición, llevó a las autoridades a acusarla por el delito de parricidio.

El comisionado mayor Ángel Martín Solórzano, jefe policial en Matagalpa, dijo que la acusada Jazmina del Carmen Machado Martínez, de 19 años, reportó la desaparición de su hija el 11 de agosto.

“La mujer (Machado) dio varias versiones sobre la desaparición de la menor, lo que llevó a determinar que había mano criminal en el hecho.

En una de las versiones dijo que los duendes se habían llevado a la menor y en otra el papá de la menor la había raptado”, señaló el jefe policial.

“Entre tantas versiones, la mujer también dijo que había regalado a la menor a un extranjero, luego señaló que había dejado a la pequeña acostada en la cama y no la encontró y finalmente que se le había caído y por miedo, la había dejado donde se encontró el cuerpo”, agregó el comisionado mayor Solórzano.

Hallazgo

El domingo por la tarde, Martha Soza, de 34 años, Noelia Hernández Arana, de 37, Martín Martínez Ochoa, de 34, y una adolescente que buscaban leña en una finca, observaron que varios zopilotes sobrevolaban unos predios montosos, por lo que se dirigieron al lugar encontrando el cuerpecito de la pequeña en avanzado estado de descomposición.

“Hasta que apareció el cuerpo, la madre de la menor dijo que se le había caído  y producto del golpe falleció, que por temor la había dejado en el lugar donde se encontró”, dijo el comisionado mayor Solórzano.

La Policía descartó que la nueva pareja de la joven madre haya tenido vínculo en el crimen.

“Se coordinó para que un médico psiquiatra valore el estado mental de la acusada, hasta el momento se desconoce si hay antecedentes por problemas mentales”, añadió el jefe policial.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus