•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Oscar Antonio Rueda Duarte, alias “El Perro”, admitió ayer que asfixió a su cónyuge, Emma Marina Castillo García, una enfermera jubilada de 65 años, por lo que ahora enfrenta hasta 30 años de cárcel por ese delito.

Rueda Duarte, de oficio mesero, se entregó a la Policía tras el crimen. Ayer, la jueza Karen López, especializada en violencia, lo condenó y suprimió el juicio oral y público luego de que el sospechoso admitiera el delito.

El defensor público, Jaime Rizo, solicitó la pena de 15 años de prisión para “El Perro”, por haber aceptado el crimen y porque se entregó a la Policía.

El perdón de nosotros no lo tenés, porque mi madre nunca volverá a estar con nosotros”. Ericka Vanesa Bolaños,
hija de Emma Marina Castillo García.

Mientras tanto, la fiscal Belkis Estrada expresó que existen suficientes pruebas para demostrar que Rueda Duarte es culpable del delito de femicidio, por lo que solicitó a la juez la pena máxima de 30 años.

“Hay pruebas testimoniales que acreditan la relación conyugal del acusado con la occisa, testigos que recibieron llamadas de Rueda Duarte, quien les comunicó que sostuvo una discusión con la enfermera y la mató, entre otras pruebas”, indicó la representante del Ministerio Público.

Familia no perdona

Ericka Vanesa Bolaños, hija de la difunta, dijo durante la audiencia que Rueda Duarte mató con sus propias manos a su madre.

Recordó que Castillo García  alimentó a Rueda Duarte durante ocho meses y cuidó al hijo de 6 años del ahora reo.

“El perdón de nosotros no lo tenés, porque mi madre nunca volverá a estar con nosotros”, dijo Bolaños a Rueda Duarte.

Otra hija de la enfermera, de nombre Ángela Romero Castillo, afirmó que la admisión de los hechos por parte de “El Perro” no debe servir como atenuante para que la jueza deje la pena en 25 años, sino que se debe imponer la pena máxima.

“Mi madre era una mujer excepcional, nos quería mucho y era responsable con sus cinco hijos, tenía un gran corazón, cuidaba al hijo de ese hombre”, dijo la joven.

Los hechos

La acusación del Ministerio Público establece que Rueda Duarte llegó en estado de ebriedad a la casa en la que convivía con la víctima, por lo que Castillo le reclamó. En la discusión, el hombre golpeó a la mujer, estrelló la cabeza de ella contra el suelo, provocándole trauma craneal, y al final la asfixió por estrangulamiento.

El crimen ocurrió el 13 de octubre pasado en la zona 6 de Ciudad Sandino. El 24 de diciembre Rueda y Castillo iban a cumplir un año de matrimonio y tenían previsto pasar la Navidad en Estados Unidos.

“Quiero la pena máxima para ese hombre, para que ese tipo de hechos no se repitan”, dijo Léster Omar Morraz Castillo.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus