•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El predicador Gregorio Martínez, de origen dominicano, y quien estuvo en Estelí, donde es señalado de manosear a un adolescente, es buscado por la Interpol a causa de una acusación de abuso sexual y por intentar abusar de tres jóvenes más en Nueva Jersey, informó ayer la página digital La Tribuna Hispana USA.

De acuerdo con esa publicación, Martínez tras cometer los delitos en Nueva Jersey se refugió en una iglesia evangélica esteliana, durante siete meses.

Pedro Matamoros, guía espiritual de la iglesia que acogió a Martínez en Estelí, lo confrontó al tener conocimiento de que supuestamente había manoseado a un adolescente de 15 años, miembro de su iglesia.

Martínez se fue de Estelí el primero de febrero de este año.

ANTECEDENTES

Enrique Osorio, presidente del consejo de iglesias pentecostales en Estelí, confirmó sobre la denuncia, la que fue interpuesta ante la Policía Nacional.

Martínez fue condenado en febrero del 2015 por abusar de un niño de 13 años de edad, a quien él conocía de su iglesia en Union City, Nueva Jersey.

Además, es señalado de agredir sexualmente e intento de asalto sexual en contra de tres adultos jóvenes, de entre 18 y 19 años.

Martínez, tras ser acusado, se mantuvo en libertad al pagar una fianza de US$250,000, pero tan pronto salió de la cárcel abandonó Estados Unidos.

Esther Suárez, la Fiscal del Condado de Hudson, dijo en un comunicado que su oficina tiene una investigación “continua y activa” sobre el paradero de Martínez.

En su informe del mes pasado, NJ Media Advance citó testigos que dijeron que dos residentes de Jersey City asistieron a la fiesta de cumpleaños de Gregorio Martínez realizada en un salón de banquetes en Estelí.

Según un testigo que asistió al evento y que pidió no revelar la identidad, Martínez, pidió a los asistentes a la fiesta que no publicaran las fotos en las redes sociales.

La autenticidad de las imágenes fue confirmada por Jessenia Zárate, la esposa de un pastor local.

Tanto Zárate como su marido estuvieron en la fiesta.

Wilson Meléndez, miembro de la Iglesia cristiana Betsaida de Jersey City, donde Martínez, su madre y su hijo, Kevin Martínez, eran miembros, dijo que tras la acusación de abuso a un adolescente de 16 años, la Asamblea de Iglesias Cristianas Unidas, una denominación pentecostal con sede en el Bronx, le suspendió la licencia de predicador a Martínez.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus