•   Condega-Estelí  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El cielo se puso  oscuro y luego un fuerte viento lanzó por el espacio una parte de las láminas de zinc que cubrían el techo de la casa.

Cenia Valeska Olivas Llanes reside en la comunidad La Laguna de Santa Rosa, ubicada a unos 25 kilómeatros al noreste del municipio esteliano de Condega, pero ahora se quedó sin techo para morar.

Y es que un tornado destruyó totalmente el inmueble, incluso una parte de las paredes que estaban construidas con  adobes mejorados.

Escombros cayeron sobre Olivas de 26 años de edad, por lo que tuvo que ser trasladada al hospital, donde el personal médico de turno le suturó una herida que sufrió en la cabeza y le administraron medicamentos por los golpes que presentaba en todo el cuerpo.

La casa era habitada también por el esposo de Olivas y dos niños, quienes quedaron a la intemperie, por lo que debieron ser acogidos por parientes ante la desgracia sufrida.

Los familiares de la perjudicada llamaron  a las autoridades de la alcaldía de Condega y al gobierno central para que apoyen a esta familia que perdió su casa y demás enseres porque el tornado fue seguido por un fuerte aguacero que les dañó alimentos y objetos de uso personal.

La Alcaldía de Managua informó el sábado también que tres casas quedaron destruidas y otras 33 sufrieron daños parciales durante un vendaval que azotó la capital de Nicaragua latarde de este viernes. Las viviendas más afectadas están ubicadas en los distritos de la zona norte de Managua, próximas a las costas del lago Xolotlán, afirmó el secretario general de la alcaldía, Fidel Moreno.

La ventolera causó temor en los habitantes de Managua, ya que los vientos tuvieron la fuerza para tumbar árboles, postes de concreto e incluso algunas casas.

La alcaldía construirá viviendas para las familias que sufrieron desprendimiento de  techos y los dejó sin casas, anunció Moreno.

El Gobierno municipal también entregó techos y materiales a los dueños de las viviendas que sufrieron daños parciales.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus