•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El ex lanzador de Grandes Ligas Vicente Padilla no está evadiendo su responsabilida respecto al choque en que se vio involucrado en el 7 de octubre de 2015, aseguró su abogado Virgilio Flores, quien sostiene que en este caso las personas que lo denunciaron el jueves reciente "no dijeron toda la verdad". Por otro lado Ana Raquel Altamirano, Brígida Majano, María de los Ángeles Hernández y el cadete de taxi José Elías Ordóñez Romero, afectados por el accidente, llegaron esta semana a los juzgados de Chinandega para solicitar la indemnización por los daños.  De acuerdo con su denuncia, ellas bajaron de sus comarcas con frutas y verduras para venderlas en el mercado central de Chinandega; sin embargo, la camioneta conducida por Padilla impactó contra el taxi que habían contratado.

Mediación 

Flores explicó que con el dueño del taxi, en ese momento, llegaron a una mediación que consistió en que si el seguro del vehículo de Padilla no cubría los daños causados por el expelotero, entonces él mismo asumiría, por lo que le entregaron 2,000 dólares en efectivo y le dejaron en garantía un reloj marca Cartier, valorado en 12,000 dólares, el que debía regresar en el término de 48 horas. 

Sin embargo, según el abogado, la empresa aseguradora ya entregó 2,500 dólares más al propietario del taxi, pero este cometió el error de vender el reloj de Padilla. Por ello en agosto pasado lo acusaron en los juzgados de Chinandega por los delitos de retención indebida y estelionato. Considera que "el taxista ya no tiene que recibir más dinero, porque el seguro le entregó 2,500 dólares, que es el máximo monto que entrega la empresa aseguradora, más 2,000 que le dio Padilla a él, ya no se le debe nada”, aseguró Flores. Carlos Paiz, propietario del taxi ATOZ que quedó desbaratado por el accidente, cuya afectación fue valorada en US$7,000,  fue demandado por Padilla por el delito de apropiación, retención y estelionato. “Como garantía que me pagaría el carro, me dejó un reloj Cartier, valorado en US$5,200 que vendí en Managua en US$4,000 y que junto con US$2,500 que me dio el seguro pude reponer mi carro, para ponerlo nuevamente a ruletear”, dijo Paiz. 

Otras víctimas

Según los afectados, Padilla debería pagarles más de los 625 dólares que se estableció como pago de los daños, mientras que el taxista que sufrió una herida de 15 pulgadas en su cabeza, por la que pasó tres meses sin trabajar, debería pagarle US$3,000. La defensa de Padilla afirmó que este cuenta con dos seguros, el del vehículo y otro personal que ha pagado, pero que el inconveniente para el pago a las víctimas del choque son ellas mismas. “¿Cuál es el problema para que el seguro les pague a los lesionados? Que ninguno tiene recibos, ninguno tiene epicrisis, lo único que tienen son recibos del centro de salud que dice que tienen golpes y que tienen escoriaciones. Ellos hasta ahorita están buscando los recibos, por eso es que está detenido el expediente porque estamos a la espera de que el seguro resuelva”, dijo Flores.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus