•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Miembros de la estación de bomberos de Condega y comunitarios de la zona buscan el cuerpo del productor Aníbal Peralta, de unos 60 años de edad y cuyo cuerpo sus parientes presumen fue arrastrado por las aguas de la quebrada conocida como El Granadillo, ubicada en la comunidad homónima y en la subzona de El Jocote, distante unos 25 kilómetros al noreste del área urbana de la Tierra de Alfareros.

Según fuentes de la estación de bomberos de Condega, Peralta regresaba la tarde del jueves a su lugar de origen montado a caballo. Sin percatarse que el caudal de ese riachuelo había crecido, se habría introducido y las corrientes, sospechan, se lo pudieron haber arrastrado. Consultado sobre el particular el jefe de la estación de bomberos voluntarios de Condega, oficial Rufo Centeno, confirmó el hecho. A eso de las once de la mañana de ayer, los rescatistas viajaron a la zona pero hasta eso de las tres de la tarde no habían encontrado el cuerpo.

Se desconoce si el labriego viajaba bajo los efectos del alcohol, aunque sí se confirmó que la bestia que montaba apareció a primeras horas de la noche del jueves y luego los campesinos de la zona se dispusieron a buscarlo y solo encontraron una chaqueta que pertenecía a Peralta. Con Aníbal, sería la primera persona que fallece ahogada por las lluvias caídas durante los últimos días en el departamento de Estelí, las que a diferencia de otros lugares de la zona del pacífico nicaragüense han provocado daños en el Diamante de las Segovias, según dirigentes del sector campesino han sido  en su mayoría beneficiosas para los cultivos de frijoles, sorgo y otros rubros.

Lesionada

En otro hecho, las autoridades policiales de Estelí reportaron un accidente de tránsito en el que Damaris Morán, de 45 años, resultó con golpes en todo el cuerpo y un trauma en la región pélvica, de los cuales se recupera. La colisión ocurrió en una calle del barrio Aristeo Benavides cuando se dio la colisión entre una camioneta color negro, placa M 006 250, y otro automotor Mazda blanco, placa M 157 065.La policía investiga el hecho para deslindar responsabilidades, ya que según pobladores, uno de los conductores irrespetó la señal de alto. En tanto, un equipo de socorristas de la Cruz Roja esteliana que se movilizó hacia el lugar luego de brindar los primeros auxilios básicos a la perjudicada procedieron a trasladarla al Hospital Escuela San Juan de Dios de esta ciudad, donde fue ingresada de emergencia y sometida a exámenes para descartar cualquier tipo de daño.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus