•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Si tu intención es afinar el cuerpo o construir una figura más esbelta, debes combinar tanto cardio como ejercicios con peso. Pero si tienes poco tiempo y debes mezclar en una misma hora ambos ejercicios, ¿con cuál debes empezar?

Según un estudio reciente publicado en la revista The Journal of Strength and Conditioning Research, debe empezarse con las pesas porque así el rendimiento será mayor. Si llegas a las pesas agotado después de una sesión de cardio, harás menos repeticiones.

Varias investigaciones han demostrado que si realizas antes un entrenamiento aeróbico, puede afectar negativamente a la práctica de ejercicios de fuerza debido a los cambios fisiológicos que se producen en los músculos que te ayudan a mover. Así, si esos músculos se fatigan no será fácil hacerlos cargar demasiado peso.

El entrenador de famosos Lacey Stone, que reside en Los Ángeles, asegura que para conseguir beneficios de los entrenamientos de fuerza es vital levantar pesas antes de hacer cardio porque se dispondrá de más potencia y fuerza, y el músculo se construirá mejor.

¿Cuándo hay que darle más importancia al cardio?

Si tu intención es reducir tripa y perder grasa, levantar pesas no te va a ayudar demasiado. Aunque es cierto que construir músculo acelera el metabolismo, necesitarás elevar la frecuencia e intensidad de tus ejercicios cardiovasculares para adelgazar.

Si tienes poco tiempo y tienes que elegir entre uno y otro, para adelgazar es más eficaz elevar el nivel de cardio. “Los ejercicios de fuerza (pesas) cambian la forma de tu cuerpo y los de cardio cambian tu talla”, dice el entrenador de Los Ángeles.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus