•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Cada vez que combinamos frutas o verduras de diferentes colores a la dieta, nuestro cuerpo se pinta de felicidad, puesto que ese arcoiris de sabores nos permite estar más saludables, aportando antioxidantes que previenen ciertas enfermedades.

Se conoce como antioxidantes a las sustancias presentes en frutas, vegetales y ácidos grasos como el Omega 3, los cuales tienen un efecto protector de las células, expresa Ana Cristina Gutiérrez, asesora nutricional de Herbalife para Centroamérica. La experta indica que la clasificación de estas sustancias es enorme y que cada una está dispuesta a protegernos diferentes partes de nuestro cuerpo.

“Se ha comprobado que tienen beneficios para la vista, la salud cerebral y cardíaca, el envejecimiento precoz, de ahí la importancia de  consumir frutas y verduras de todos los colores”, explica Gutiérrez.

En específico, los frutos amarillos como la naranja o  la papaya  están compuestos de betacarotenos, una sustancia asociada con un mejor mantenimiento de las paredes de las células, mejorando la salud visual y la pigmentación de la piel.

Los rojos como el tomate o la sandía están conformados por licopeno, que a su vez están asociados con la prevención de cáncer de próstata, mientras que  los  de color verde tienen el beneficio de ayudar a mejorar la coagulación sanguínea. Mientras tanto, los pescados, como el salmón y la trucha son ricos en omega y sirven como antiinflamatorios.

“El problema es que estamos muy americanizados, nuestra cultura va más hacia las frituras, los alimentos empacados llenos de químicos y aquellas comidas que  no tienen ningún valor nutricional que llegan a ser dañinas para nuestro cuerpo, por ello lo recomendable es llevar una dieta rica en frutas y verduras, combinando todos los colores para tener un mejor intercambio de nutrientes”, aclara Gutiérrez.

RESULTADOS INSTANTÁNEOS

Si sos de aquellos que no ha iniciado esta dieta por pereza o porque hacés una mala cara al ver los vegetales, esta noticia podría hacerte cambiar de opinión: desde el inicio notarás los resultados, ya que el cuerpo empezará a desintoxicarse, entonces la próxima vez que te veas al espejo sentirás cómo la piel está eliminando todas las impurezas.

“El principal objetivo es tener una dieta variada, balanceada, por ejemplo, si no te gusta el tomate, podés buscar el chile dulce, que sustituya el antioxidante que me  proporcione ese fruto rojo”, cuenta Gutiérrez.

Como parte de las recomendaciones,la especialista aclara que un desayuno ideal es aquel que incluye huevos con pan y mantequilla de maní, acompañado con un juego de naranja recién exprimido“. Vivimos en un país donde siempre hay cosecha de frutas, entonces podemos escoger entre la inmensa variedad”, dice Gutiérrez. Al almuerzo podría agregarse una buena cantidad de vegetales, siempre cocidos, pero que no estén sobrecocinados para que no pierdan sus valores nutricionales y ya al caer la noche una merienda con galleta integral con queso blanco fresco y aquellos vegetales que no consumiste en el almuerzo.

Eso sí, como cualquier tratamiento, lo más indicado es consultar con un nutricionista, ya que existen ciertas frutas y vegetales que contienen antioxidantes, pero que producen reacciones alérgicas, tales como los  tomates, las fresas y las moras.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus