•  |
  •  |
  • Edición Impresa

No hay excusas para que en este 2016 no empecés a trabajar por ese cuerpo firme, tonificado y sano que deseás tener.

Muchas mujeres aseguran que no tienen tiempo para cuidar su figura y enumeran una enorme lista de pretextos que en el fondo tanto ellas como los demás saben que son tan solo patrañas para justificar el descuido.

El trabajo, los niños, los quehaceres del hogar, los estudios o simplemente no me importa si subo o no de peso, están entre los principales pretextos para quedarse tiradas en la cama o en sillón. Sin embargo, es hora de acabar con todas esas excusas y ponerse a trabajar.

Esta semana te presentamos ejercicios sencillos que no necesitan que te matés en el gimnasio y te harán más atractiva al tener pompis y piernas tonificadas.

Tiempo

A la hora de realizar ejercicios que trabajen tus piernas y glúteos se suele pensar que hay que dedicarles horas en el gimnasio, pero esta idea está errada. Hay ejercicios que son básicos, prácticos y fáciles a los que podés ponerle intensidad en poco tiempo.

Esta rutina contiene cuatro ejercicios que según Jonathan Campos, entrenador del Total Gym, son claves y están presentes en todas las nuevas y clásicas tendencias fitness.

Antes de iniciar debés realizar un calentamiento en el que liberés cada vertebraba de tu cuerpo, así se evitan lesiones o dolores musculares.

Campos recomienda 15 minutos de movimientos suaves con incremento progresivo en cada estiramiento, estos mejoran la disposición física a los ejercicios.

Una vez tu cuerpo entre en calor con los respectivos ejercicios   del calentamiento previo, es hora de ponerte manos a la obra y conseguir esos glúteos y piernas de impacto. Cada ejercicio debés realizarlo en 3 series de 15 repeticiones.  

Actitud

No podés perder de vista que los ejercicios no solo inciden en tu apariencia, también benefician tu salud, pues fortalecen tu corazón, te despejan la mente y mejoran tu autoestima, puesto que al verte bien también te sentirás bien.

El mejor maestro para ejercitarte sos vos misma así que ponete firme y a trabajar para esculpir tu figura, verás cómo tu vida cambiará. La hora  que dedicás a la novela podés emplearla ejercitándote.

1 Saltos en las sentadillas

De pie, separá tus piernas hasta el ancho de tus hombros bajando lentamente y volvé a la postura inicial en un salto.

2 Arriba la pelvis

Acostada boca arriba en una colchoneta, apoyá las plantas de los pies en el suelo, flexionando las rodillas, con los brazos laterales al cuerpo. Elevá la pelvis hacia el techo, ejerciendo presión con glúteos o muslos. La espalda debe quedar en diagonal al suelo.

3 Patadas

Apoyando codos, rodillas y antebrazos en el piso, comprimí el abdomen y levantá para atrás tu pierna, estirándola hasta que quede recta, no olvidés hacerle presión al glúteo y repetir con la otra pierna.

4 Desplazamientos

En la misma posición de la sentadilla, bajá hacia el piso, dando un paso hacia adelante con un pie lo más exagerado que podás sin perder el equilibrio. La rodilla delantera no debe sobrepasar la línea de la punta del pie. Repetí con ambos pies.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus