•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

A nivel general, las quemaduras son lesiones producidas por alteraciones de origen térmico (calor o frío). Según explica Eréndira Rizo, dermatóloga de la Unidad de Dermoestética Láser y Spa, las quemaduras de primer grado son epidérmicas y solo afectan la capa más superficial de la piel y no son exudativas, tampoco forman flictenas o ampollas, por lo tanto no dejan cicatrices.

Ahora bien, el ardor de una quemadura se explica en que como se produce una inflamación en la piel; lo caliente daña todas las terminaciones nerviosas que se encuentran en la dermis. Cuando se sufre una quemadura de primer grado, lo importante es lavar con agua y jabón la zona afectada en primera instancia. Luego se puede aplicar gel de aloe vera y esperar a que la piel pase el proceso de regeneración, tomando en cuenta que es muy importante no exponerse al sol y aplicarse protector solar para evitar manchas en el sitio. 

Cremas

Por su parte, la dermatóloga del Instituto de Dermatología, Fernanda Pérez, agrega que también la persona puede aplicarse pañitos de manzanilla que estén helados para utilizarlos como un recurso antinflamatorio natural. Entre las cremas, se pueden utilizar pomadas corticoides tópicas, como la hidrocortisona, que se recomienda su aplicación dos veces al día. Otra opción es bepanthol crema: que es idónea para la regeneración de quemaduras leves producidas por el sol, frío, sustancias irritantes o detergentes. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus