•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Como todas las cosas, el entrenamiento deportivo lleva su orden y hasta consta de una serie de principios que se relacionan entre sí garantizando la aplicación correcta durante todo el proceso.

Básicamente, estos principios tienen establecido cómo y para qué el deportista entrena, de tal manera que no desvíe su objetivo, ya sea para bajar de peso, ganar musculatura o aumentar su rendimiento en las  demás actividades deportivas que realice.

  • Estos principios están basados en las ciencias biológicas y psicológicas  para optimizar el entrenamiento

Estos principios fueron creados en los ochenta y fue una exploración de años y conducido por los deportistas más reconocidos a nivel mundial, y a partir de ahí han sufrido algunas variaciones que no han descartado su intención original.

En esta ocasión, Angel Merchan, director y entrenador personal de Home Wellness en España, explica cuáles son los fundamentos en el que debe estar cimentado el entrenamiento.

1. Especificidad

Debés mantener tu objetivo por delante. Por ejemplo, si querés perder peso, el yoga no te favorece. Lo mejor será algún entrenamiento donde haya un alto gasto calórico, como el running

2. Variación

Como el cuerpo tiene una gran capacidad de adaptación, después de un tiempo, el mismo ejercicio deja de ser efectivo, por eso debés ir variando los contenidos del entrenamiento cada 5 semanas.

3. Continuidad

Si sos intermitente o tenés períodos de inactividad, por supuesto que no conseguirás el mismo resultado. Por lo general, las mejoras son apreciables por trimestres.

4. Supercompensación

Tampoco se trata de mantenerse el día y la noche en las máquinas de ejercicio y matarse de hambre, sino también debe haber lapsos de descanso para que el organismo pueda adaptarse.

5. Individualización

El entrenamiento debe estar orientado a las características y capacidades de cada quien, así que la intensidad y complejidad de los ejercicios serán seleccionados individualmente.

6. Especialización progresiva

El proceso de entrenamiento debe ir de lo global a lo específico. Por ejemplo, si querés trabajar corriendo primero trabajarás la resistencia y la fuerza general.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus