•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Durante la segunda mitad del ciclo menstrual, la mayoría de las mujeres pueden pronosticar con facilidad que “la rojita” las visitará muy pronto, debido a que empiezan a sentir dolores en sus senos. Los síntomas pueden ir de nivel medio a severo, pero con la llegada del periodo menstrual estos mejoran, dice Karla García, médico general. 

En términos claros, las sensaciones que experimentan las mujeres al tacto, es que el tejido de los pechos puede presentarse como denso y áspero, sobre todo más marcado en las áreas exteriores. También, puede darse una sensación intermitente o persistente de congestión mamaria acompañada de un dolor de pesadez e hinchazón

Explicación

La doctora expresa que durante el ciclo menstrual, se incrementa la producción de estrógenos y aparecen antes de la mitad del ciclo. Esto provoca el agrandamiento de los conductos mamarios. Antes del ciclo menstrual, la progesterona aumenta a partir del día 21 (en un ciclo de 28 días) y hace que crezcan los lóbulos mamarios (las glándulas mamarias).

La tasa de estos síntomas quizás sea menor en las mujeres que toman la píldora anticonceptiva. Además, los factores de riesgo de padecerlos pueden incluir el historial familiar, una dieta alta en grasas y demasiada cafeína. Como consejo se recomienda que durante esa etapa las mujeres utilicen los sujetadores bien ajustados durante el día, para ofrecer buen apoyo a los pechos. 

De igual forma, tomar diuréticos durante la fase premenstrual puede reducir el dolor y la hinchazón del pecho.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus