•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Creció en el barrio Villa Revolución, en Managua y es la mayor de tres hermanos, todos profesionales que se formaron con el ejemplo de sus padres, quienes en medio de la pobreza y con la responsabilidad de ver por sus hijos, lograron coronar sus respectivas profesiones, abogacía y teniente del ejército, siendo este un pedacito de la historia motivacional de Scarleth Solís Cooper, quien considerando los sacrificios que hicieron sus progenitores por ella, se formó como médico especialista en Ginecología y Obstetricia en la UNAN-Managua. Actualmente, Solís labora en el hospital Su Médico. 

¿Cómo surgió su vocación de ser médico?

Inspiré mi vocación en mi tío, el Dr. Eduardo Cooper, quien es médico cirujano. Desde niña quería ser como él y decidí estudiar la carrera y cuando comencé a atender pacientes confirmé que la medicina era lo mío, mi pasión.

¿Qué circunstancias le motivaron a trabajar en su área?

Cuando estaba en mi servicio social me interesó mucho la atención de las embarazadas y sentía que era lo que más me gustaba de la medicina. Sentía una gran satisfacción de atender a las pacientes y me enamoré de la ginecología, creo que la parte más maravillosa de la medicina es ayudar a traer bebés al mundo.

¿Qué casos atiende usted?

Atiendo enfermedades ginecológicas de la mujer y el proceso de embarazo, parto y puerperio (recuperación del aparato reproductor).

¿Qué padecimiento ginecológico le preocupa más?

Los padecimientos ginecológicos más frecuentes son las infecciones vaginales, los quistes de ovario y los miomas uterinos, pero el padecimiento que más me preocupa es el cáncer cervicouterino, que provoca miles de muertes cada año en nuestro país y el cual puede prevenirse con la realización del Papanicolaou.

¿Qué aconseja a las mujeres que no visitan el ginecólogo?

Recordemos que la medicina debe ser preventiva, así es más fácil tratar las enfermedades a tiempo si se diagnostican temprano. Lo más adecuado es tener un médico de cabecera con quien establecer una relación de confianza y quien podría conocer mejor su historial médico.

¿Pertenece usted a alguna asociación de médicos?

Sí. Pertenezco a la Asociación de Médicos Nicaragüenses y a la Asociación de Ginecología de Nicaragua.

En su experiencia, ¿Cómo es la relación de un ginecólogo con su paciente?

Es muy íntima y de extrema confianza, dado que las pacientes nos permiten saber cosas de su vida privada y hacerle revisión ginecológica que, en la mayoría de los casos, por el pudor es muy difícil, pero a medida que se les da a las pacientes un trato humanizado y sensible, ellas se sienten cómodas.

En su profesión, ¿qué es lo que más le causa satisfacción?

Mi mayor satisfacción es cuando veo una paciente que estaba complicada durante su embarazo y que con todas las medidas aplicadas, se logró que tanto la mamá como el bebé se fueran a su casa totalmente recuperados. Ahí uno se siente alegre por haber cumplido su misión como obstetra.

¿Cuál es el incentivo para la educación médica continua?

Que como médicos debemos estar lo mejor preparados intelectualmente con todos los conocimientos necesarios para no cometer errores y actualizarnos constantemente y eso se traduce en una atención de calidad en los pacientes.

¿Qué metas profesionales tiene usted?

Mis metas son seguir estudiando y realizar una subespecialidad en el extranjero,  actualizaciones y cursos.

¿Qué hace en su tiempo libre?

Mi tiempo libre se lo dedico a mi familia, mi esposo y mi hija, así como amistades. Otros intereses que practico son la lectura, la música, el cine, la moda y las redes sociales.

Una mujer de experiencia 

Scarleth Solís Cooper
Origen: Managua
Profesión: Ginecóloga y Obstetra
Edad: 30 años

Solís recuerda que una experiencia que nunca se le olvidará fue cuando vio la primera muerte materna en su residencia hospitalaria, era una paciente joven de 18 años, sin enfermedes previas al embarazo que murió por complicaciones del mismo. Por eso, la doctora nos recuerda que aunque el embarazo es un estado benigno, puede complicarse en el momento y de ahí, la importancia de la atención prenatal. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus