Paula Andrea Arce de Chamorro
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Uno de los aspectos que más preocupa a la mujer actual es verse y sentirse bien en cualquier momento de la vida,  es casi como una lucha contra el tiempo. 

Creo que aceptar cada etapa de la vida con sus aspectos buenos y malos es vital para no vivir en frustración total, sin embargo el conformismo no es bueno y por esto, preocuparse por sentirse bien de forma integral y verse bien debe ser una prioridad, y es aquí donde entra a jugar el papel de un estilo de vida saludable.

Aparte de descansar lo suficiente, dormir bien y establecer una rutina regular de ejercicio cardiovascular y de resistencia, debemos vigilar:

Consumir poca azúcar y mucha agua: máximo 10 cucharaditas de azúcar al día, mucha agua y evitar las bebidas dulces es necesario. ¡Ojo! No abusés de las bebidas cargadas de químicos y edulcorantes artificiales, lo más natural es mejor. Incluí los tés de distintas especies, cáscaras de frutas o agua combinada con rodajas de frutas o vegetales. 

Abundante Omega 3: la grasa saludable debe estar presente en cualquier etapa de la vida, ayuda en la síntesis de sustancias importantes, limpia arterias y es necesaria para hidratar y mantener la piel fresca. Se encuentra en el salmón, en semillas como las almendras, en el aceite de oliva y el aguacate. 

Incluir derivados de estrógenos: Es inevitable el descenso de la producción hormonal con el paso del tiempo, los estrógenos derivados de la soya pueden consumirse para disminuir la cantidad de efectos por la pérdida de esta importante hormona, los encontramos en la leche de soya, en suplementos que vienen en tabletas y en menor cantidad en bebidas como la cerveza (en isoflavonas). 

Exagerá con los antioxidantes: Hora de priorizar los antioxidantes, sobre todo los presentes en vegetales  verdes como espinacas, acelgas, brócoli, frijoles verdes, además la remolacha, la zanahoria, el ayote amarillo y por supuesto, en frutas como la naranja, granadilla, fresas, uvas y la guayaba, entre otros. Estos ayudarán a mantener la salud cardiovascular y eliminarán toxinas que repercuten negativamente. 

Que la proteína esté presente: Priorizar el consumo de proteína animal o vegetal en cada tiempo de comida asegura mantener fuerte la masa muscular y por consiguiente, el metabolismo funcionará mejor. Buscá carnes magras, lácteos descremados y reconciliate con el huevo que aporta proteínas de alto valor biológico en cantidad adecuada.

Escogé la bebida alcohólica más saludable: Todas las calorías cuentan, por tanto disfrutar moderadamente de la cerveza y el vino permite matar dos pájaros de un tiro, por un lado disfrutás la bebida de tu preferencia y por el otro obtenés polifenoles como antioxidantes, isoflavonas como derivados de estrógenos y vitaminas mas ácido fólico para cumplir con las necesidades que tiene nuestro organismo.

Alimentarse sanamente debe ser una prioridad para todas las mujeres, los beneficios que se obtienen son fantásticos y se ven a todo nivel. 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus