•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La energía en el cuerpo es de vital importancia para mantenerse saludable y con los ánimos suficientes para ir al trabajo. Si querés ser una mujer llena de fuerza, que no sufre de sueño y cansancio en sus días, entonces debés considerar estos alimentos de los que te hablaremos a continuación para que estés pilas puestas siempre.

Frutos secos

Para aumentar la energía, las almendras, marañones, nueces y maní, son los alimentos que conforman el selecto grupo de los frutos secos. Estos son una forma eficaz para suministrar energía al cuerpo, pues contienen fibra, vitaminas y grasas saludables. No se requiere una gran cantidad de ellos para obtener sus beneficios, el tamaño de la porción recomendada es de un puñado, o aproximadamente una onza (30 gramos). 

Frijoles 

Cuantos más frijoles comás, más energía vas a tener. El frijol pinto da un aporte de proteínas y así como los frutos secos, estos también aportan fibra, la cual da un impulso de energía al cuerpo durante todo el día. Es muy importante mantener el equilibrio de hidratos de carbono complejos y proteínas. En los frijoles, proporciona una constante producción de glucosa (o sea azúcar que da la energía al cuerpo), en lugar del aumento repentino que puede ocurrir después de comer hidratos de carbono simples.

Fruta 

Las frutas pueden contener electrolitos, como el potasio, así como vitaminas y fibra, que pueden ayudar a darte energía a lo largo del día en lugar de un aumento y una repentina caída de energía (como sucede con las bebidas energéticas).

El agua en algunas frutas también puede ayudar a evitar la deshidratación, que puede provocar somnolencia (estado intermedio entre el sueño y la vigilia en el que todavía no se ha perdido la conciencia). Se recomiendan bananos, uvas, papaya y fresas como algunas frutas que potencialmente aumentan la energía.

Agua 

Técnicamente el agua no es un alimento, pero no se pueden subestimar los beneficios de mantenerse hidratado. Los síntomas de la deshidratación leve a moderada incluyen la somnolencia o cansancio. Además, hay que tener claro que la cantidad de agua necesaria para las mujeres es de aproximadamente nueve tazas (2,2 litros) de bebidas totales en un día. Si no estás bebiendo suficiente agua al día, el sueño podría ser un síntoma de deshidratación leve.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus