•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

¿Se te olvidan las cosas?, ¿has notado que es común que te pase esto?, entonces sí, puede que sufrás de mala memoria. En estos casos, lo común es pensar en médicos y medicinas para activar la energía que necesita el cerebro para cumplir con la función de recordar. Sin embargo, la nutricionista Mayra Muñoz expresa que una forma natural de reactivar el trabajo de la memoria es consumiendo alimentos con un bajo índice glucémico, los cuales liberan el azúcar en la sangre de una forma más lenta, ayudando a mantener activa la mente durante el día. La experta nos indica cuáles son esos alimentos.

Las yemas de huevo

Son recomendables para esta acción, dado que están llenas de Colina, una vitamina B, la cual se encarga de convertir a la acetilcolina en el cerebro en un neurotransmisor que es importante para el funcionamiento de la memoria.

El atún

Este pescado es rico en Omega 3, dice Muñoz, y por lo tanto es crucial para la reparación, el crecimiento y el fortalecimiento de las neuronas en el cerebro, las cuales son una pieza clave para la memoria y la concentración.

La avena

Este componente ayuda a reducir el estrés oxidante en el cuerpo gracias a que es rico en vitaminas del grupo B.  Además su alto contenido en fibra permite que la azúcar que va hacia el cerebro para producir energía no llegue toda de una vez, sino que llegue toda de manera constante. “La avena permitirá que el cerebro y la memoria trabajen de manera potente”, sostiene la experta.

Las fresas

Este fruto rojo se caracteriza por contener los antioxidantes más altamente concentrados, lo cual ayuda a que el cerebro sea protegido contra los radicales libres que trabajan para descomponer las células del cerebro. Esta fruta ayuda también a retrasar el envejecimiento.

Apio

Contiene luteolina, un compuesto flavonoide que gracias a su acción antioxidante reduce los daños del envejecimiento prematuro del cerebro, ayudando a potenciar la memoria y previniendo su deterioro.

La experta indica que el consumo de todos estos alimentos tiene un impacto positivo en la salud mental y física; y aconseja incluirlos con más frecuencia en la dieta para aprovechar todas sus propiedades. Por último, nos recuerda que también es esencial incrementar el consumo de agua, ya que la deshidratación es uno de los factores que más influye en el cansancio mental.