•   Managua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Día a día el ser humano está acostumbrado a llevar una rutina diaria, que se convierte en una estructura para llevar un control acerca de las actividades que vamos a realizar en el día. Sin embargo ¿sabías que una rutina puede constituirse en un enemigo silencioso?

Para el especialista en Psicoanálisis Iván Ruíz, una rutina generalmente se crea porque los seres humanos están acostumbrados a buscar la seguridad de sí mismo, por lo que muchas veces la rutina termina convirtiéndose en parte de esta seguridad.

Además señaló, que una rutina consiste en hacer lo mismo todos los días, para no esperar sorpresas. Si bien hay rutinas que son necesarias, las cuales proporcionan un orden, eficiencia en las tareas diarias, hay otras que pueden crear dificultades en tu vida y convertirse en negativas cuando la rutina se vuelve una camisa de fuerza.

Es decir, tu rutina se convierte en negativa cuando empiezas a cansarte de realizar lo mismo todos los días y no cambias nada en tus actividades, cuando no encuentras sentido a lo que haces y sientes que no puedes hacer algo diferente en tu día, comienzas a entrar en una etapa de desmotivación donde se pierden tus ideas, sueños y objetivos, hasta llegar al punto de tener consecuencias como, sentirte atrapado en tu propia vida, por no tener otras experiencias y poner en práctica nuevas ideas, tener estrés, ansiedad, aburrimiento y depresión.

Con esto la rutina es vista como un arma de dos filos, debido a que esta puede convertirse en algo positivo o en algo negativo, pero todo está en los extremos, en dependencia del uso que a esta se le asigne.

La psicóloga Maryeni Sánchez, explicó que una rutina puede ser bien vista ya que básicamente sirve para organizar tu día y de esta manera lograr alcanzar un buen desarrollo laboral y un buen desarrollo personal. Por otro lado, afirma que cuando se tiene una rutina ya no se pone en práctica  la creatividad, el razonamiento porque las tareas ya se realizan de manera esquemática y cuando se asignan o se realizan actividades diferentes, la persona siente que ya rompió con todo esquema.

Si bien es cierto, una rutina te permite ser ordenado, pero también puede impedir que una persona sea consiente y disfrute de lo que vive en el presente.

Sánchez agregó, que una rutina hace que tu cerebro se duerma, debido a que no está creando conmociones neurológicas, conmociones para el nuevo aprendizaje, lo que puede resultar perjudicial.

Para hacer que tu rutina sea provechosa y no sea un enemigo, es necesario que la persona empiece por realizar pequeños cambios y acciones sencillas dentro de sus tareas diarias, de esta manera el cerebro estará creando nuevas conmociones.

El psicoanalista Iván Ruíz señaló, que la clave y la importancia de todo, está en llevar una rutina con sentido y no realizar actividades que no las tengan porque al final esto puede llevar a la persona a sentirse más vacía.

El incorporar otras actividades dentro de tu rutina resulta ser beneficioso, te ayuda a activar tu mente y a evitar caer dentro de una monotonía.

Para evitar todos estos aspectos negativos se debe:

1.  Tener el tiempo de hablar de uno mismo es necesario que te des la oportunidad de expresar acerca de ti, tus sueños, propósitos, lo que te gusta o lo que no.

2.  Crear un círculo de amistades muy cercano en el que se pueda confiar y contar tus experiencias buenas y malas ya sea con familiares o amigos puedes reunirte con ellos y contarse entre sí como fue su día, que de extraordinario tuvo o algo nuevo que les pasó y que piensan realizar próximamente.

 3.  Vivir nuevas experiencias comparte junto a tus amigos, pareja o familiares, practica nuevas actividadesconoce nuevos lugares.

4. Reconocer tus logros reflexiona al finalizar tu día y date cuenta de lo que obtuviste, de lo que pudiste alcanzar o hacer.

5. Estructurar el día a día de manera flexible de tal modo que puedas sustituir alguna actividad por otra sin que te afecte. Por ejemplo, puedes cambiar la ruta de camino hacia tu casa, trabajo o centro de estudios

6.  Encontrarle el sentido a lo que se hace nunca debes perder el objetivo o la finalidad con la que realizas tus actividades.

7.  Darse un espacio personal, mimarse y compartir con uno mismoaprender a conocerte y vivir cada día al máximo haciéndolo diferente, darte a la tarea de encontrar nuevos pasatiempos y así descubrir en que más eres bueno.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus