Secciones
Multimedia

Funciones de los macronutrientes

Todos los humanos debemos comer o deberíamos comer de una manera equilibrada, para poder lograr una adecuada  nutrición del organismo

Este día hablaremos sobre los macronutrientes, su importancia y funciones en nuestra alimentación.

Todos los humanos debemos comer o deberíamos comer de una manera equilibrada, para poder lograr una adecuada  nutrición del organismo y así llevar nuestra condición física al mejor estado. 

El vivir en bienestar depende absolutamente de nosotros, estar conscientes de que debemos llevar siempre una buena nutrición, para poder manejar mejor el estrés del día y nuestras actividades físicas. Este conjunto te mantendrá en un mejor control de peso, con una talla deseada y una salud óptima.

¿Qué son los macronutrientes?

Estas son sustancias que aportan calorías a nuestro organismo, nuestro combustible. El ser humano es una máquina que necesita energía para poder desarrollar sus diversas actividades diarias y es a través de la alimentación como se obtiene esta energía, que se necesita. Los macronutrientes se dividen en carbohidratos, grasas y proteínas.

Carbohidratos: estos son la fuente de energía más importante de nuestro organismo, al consumirse son descompuestos por las enzimas digestivas hasta convertirse en glucosa, pasando luego a la corriente sanguínea, siendo transportados por todo el organismo, aumentando los niveles de concentración de azucares en la sangre, glicemia, y advirtiendo al páncreas que debe segregar insulina. 

Cuando nosotros consumimos alimentos integrales o carbohidratos complejos la digestión tarda un poco más, la glucosa es liberada lentamente por el organismo y también la insulina se libera gradualmente, evitando que tengamos esos elevados picos de insulina, que solo nos hacen querer más comida después de dos horas, nos sentiremos saciados durante un largo tiempo  de nuestro día.  Incrementa tu consumo de frutas, cereales integrales, verduras frescas y evita consumir los azúcares añadidos. 

1 gramo de carbohidrato aporta 4 calorías.

Grasas: son alimentos muy energéticos y nuestro organismo las necesita para poder funcionar correctamente, facilitando la absorción de vitaminas A, D, E y K, y son esenciales para los músculos, el cerebro, la piel, el cabello,  y nuestras defensas inmunológicas. Sin embargo, si las comemos en exceso nos hacen engordar y pueden elevar nuestros niveles de colesterol. 1 gramo de grasa aporta 9 calorías.

Las grasas que debemos evitar son las saturadas encontradas en todas las comidas procesadas, e incrementar el consumo de grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas, el aceite de olivo, semillas, aguacate.

Proteínas: son el material de construcción de nuestro organismo, constituyen a la mitad de nuestro peso seco del cuerpo.  Ayudan a la formación de tejidos orgánicos, nerviosos, cartilaginosos y óseos. Son muy necesarias para el crecimiento y regeneración de las células y fundamentales para la formación de músculos.  

Durante el proceso metabólico, las proteínas son destruidas, liberando ácidos aminados o aminoácidos, que son recuperados por las células, pero siempre hay algunos que se pierden y tienen que ser necesariamente repuestos, es por esta razón es que debemos tener un consumo regular de proteínas. 

Las podemos encontrar en la leche y sus derivados, las carnes animales, huevos estos con un alto valor biológico, pero también las encontramos en las verduras, frutas, semillas, legumbres.

De ahora en adelante podés equilibrar muy bien tu alimentación, ya tenés el conocimiento para hacerlo, recordá compartir esta información con las personas que amás.