•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Fumar es un hábito nocivo para cualquier actividad física, porque afecta la respiración, la cual es clave durante las rutinas de ejercicios.
Así lo explica el entrenador Ricardo Zeledón, quien recomienda dejar el hábito del cigarrillo, si la persona quiere ver resultados palpables  en el gimnasio.

Zeledón explicó que al fumar se impide que el oxígeno llegue a la sangre y esto afecta directamente a los músculos.

"Hay muchas rutinas que se extienden de media hasta una hora y para poder realizarla debemos contar con un estado físico óptimo" y si fumamos, debido a la mala respiración que el cigarro provoca, no tendremos la capacidad suficiente para lograr nuestra meta, comentó Zeledón.

Según estudios, fumar no solo daña el corazón, los pulmones y cada una de las células del cuerpo, sino que también puede destruir tus músculos progresivamente, ya que sus efectos en el organismo, culminan deteriorando la masa muscular.

Una razón más para abandonar el cigarrillo se ha dado a conocer hace un tiempo, y es que si verdaderamente querés cuidar tus músculos debés conocer el efecto del tabaco sobre la síntesis de proteínas y, por ende, sobre el desarrollo muscular.

ESTUDIO

Un estudio realizado por la Universidad de Notiingham ha permitido demostrar que el hábito de fumar deteriora el mantenimiento diario del músculo y acelera el desarrollo de sarcopenia, pérdida de masa muscular que frecuentemente se asocia al proceso natural de envejecimiento.

Luego de evaluar a los participantes fumadores y no fumadores, se midió la síntesis de proteínas musculares, comprobando que esta es significativamente menor en los individuos tabaquistas, pues estos no solo tienen una maquinaria de síntesis de proteínas lenta, sino que tienen niveles aumentados de miostatina, inhibidor del crecimiento muscular, y de la enzima que degrada proteína muscular.

En otra investigación realizada en la Universidad de Yale, se señaló que los fumadores jóvenes presentan trastornos en la recuperación de glucógeno muscular tras el esfuerzo debido a que el cigarrillo altera la función normal de la insulina. De esta forma, los músculos no pueden deplecionar sus reservas de glucógeno, progresivamente se fatigan en menor tiempo y pierden sus fibras constituyentes, según publica el sitio Vitonica.

CONSEJO

El entrenador de gimnasio, Ricardo Zeledón, comentó que incluir actividad física en la vida diaria también puede hacer que la persona deje el cigarrillo, sea cual sea la actividad (correr, karate, gym) porque se relaciona con personas que mantienen un estilo de vida sana y lo incentivarán a incluir alimentación saludable.

“El cigarro es perjudicial para la salud, en un sentido general. Y, de manera más específica, lo es para el desarrollo y el crecimiento muscular. Aunque esto es importante para todo el mundo, lo cierto es que es de vital importancia para las personas aficionadas al fitness y al culturismo”,  indicó.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus