•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Esta semana, Lamar Odom, la exestrella de la NBA ocupó los titulares de los diarios luego de haberlo encontrado inconsciente en un burdel de Las Vegas. Entre los hallazgos de los policías se encontró que para mejorar su rendimiento sexual había tomado viagra herbal uno de los fármacos que ahora lo tiene al borde de la muerte.

Los consumidores deben tener mucho cuidado con este tipo de complementos, que son vendidos bajo la atractiva etiqueta de “naturales” y puede encontrarse en el mercado con diferentes nombres como “Supermán africano”; “Rey del Romance”, “Pantera Negra”, “Más grande, más largo, más tiempo, más espermas”, según informa la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) por sus siglas en inglés.  

Lo más peligroso de esto es que pueden parecer inofensivas porque se esconden bajo el rótulo de naturales. Lo cierto es que como son de bajo precio no tienen los mismos controles de calidad con los que podrían contar aquellos fármacos que forman parte de la  FDA.

Recientemente esta agencia de gobierno alertó a los hombres por el consumo de este tipo de productos contienen “drogas ocultas o químicos que no han sido probados”. Los consumidores no tienen forma de saber qué drogas o productos están en verdad en el comprimido sólo leyendo los ingredientes de la tableta”, añade el informe.

Como parte de sus efectos secundarios, esta droga puede ocasionar dolor de cabeza, adormecimiento de las extremidades, visión borrosa, erupción cutánea, palpitaciones en el peor de los casos problemas cardíacos y el coma.

En julio de 2005 la misma FDA descubrió que este fármaco puede producir discapacidades visuales, incremento de la presión interna del ojo y pérdida repentina de la capacidad aditiva fue desde ese momento que se incrementaron las advertencias sobre los riesgos de su uso.

Pese a esto, existen ciertos productos naturales que pueden ser utilizados para tratar la disfunción eréctil siempre que sean recomendados por un médico certificado.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus