•   Managua, Nicaragua.  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Llorar, como reír, es una expresión emocional, y tiene un valor importante tanto para la comunicación como para nuestra salud emocional, porque es una forma de expresar al  mundo sobre cómo nos sentimos, manifiesta la psicóloga Paola Marchena.

En el caso de las mujeres, estas son mucho más susceptibles a las emociones y en cambio los hombres lloran menos, porque  además de cumplir con la herencia patriarcal y cultural, que lo posicionan como un ser que no debe llorar, también existe una explicación biológica en algo que no los hace ni mejores ni peores, sino diferentes.

Explicación

Según la psicológa, “hombres y mujeres tienen una distinta necesidad de llorar, pues las mujeres tienen un sistema hormonal diferente, unas diferencias biológicas que facilitan su expresión emocional”. 

Así, las mujeres lloran más que los hombres como una autoterapia que les permite calmarse, porque la estructura cerebral no es igual en la mujer que en el hombre. De hecho, la alexitimia, o incapacidad para expresar los sentimientos, se da más frecuentemente en los hombres”, dice la experta; quien agrega que el hecho de que el hombre sienta la necesidad de llorar, no significa  que este sea cobarde y débil.

Proceso

En nuestro cerebro, tenemos dos partes diferenciadas: una parte prefrontal, donde están las funciones ejecutivas, donde reside la voluntad y en la que se valora la realidad y se toman las decisiones, y una parte muy automática e involuntaria, muy poco consciente, que regula las emociones, manifestándose la presión en las amígdalas y luego en la expresión del llanto.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus