•  |
  •  |
  • Edición Impresa

La mayoría de los hombres cree que el secreto para verse elegantes está en comprar ropa cara o copiar la forma de vestir de los famosos; sin embargo, quienes consiguen fortalecer su vestuario de una forma estética se pueden considerar dichosos, porque han logrado el punto de este objetivo que muchos quieren. Mantener un estilo sólido, coherente y flexible cuando la ocasión lo requiere, pero sin contradicciones, es lo más parecido al uniforme elegante, y una manera íntima y personal de proyectar una imagen que vaya estrictamente ligada a nuestra forma de presentarnos al mundo, sea cual sea la situación.

1 Nunca andés con zapatos sin calcetines. Tu imagen puede decir mucho andando por las calles de esta manera; si los tenés, usalos.

2  No usés calcetines blancos para todo. Ver a un hombre con traje café usando calcetines blancos no es lo más adecuado, así que combiná.

3  Los varones usan pocos accesorios, y esos pocos hay que cuidarlos. Los zapatos sucios o maltratados dan la imagen de alguien descuidado.

4  Un buen corte de cabello da una presentación elegante, además peinarse y untarse un poco de gel te da mejor presentación. 

5  El cinturón o faja quizás sea algo tonto, pero es parte de la imagen de un hombre que trata de verse bien. Los colores negro y café son los adecuados.

6  La naturalidad es quizás la base de la elegancia masculina, así que si se te ocurre usar maquillaje, será mejor que lo olvidés.

7  Siempre hay que comprar ropa de tu talla. Nada se ve tan mal como un hombre cuya camisa dejó de quedarle o que esté a punto de romperla.

8  No te dejés llevar por cualquier tendencia. Mejor reflexioná si el atuendo es correcto para tu trabajo, tu forma de cuerpo y personalidad.

9  Tené cuidado al usar relojes, cadenas o cualquier tipo de accesorios que haga ver tu estilo sobrecargado; siempre buscá la coordinación con tu ropa.

10  Jamás abusés de la colonia, ya que es el distintivo de alguien corriente. Procurá usar la cantidad adecuada sin lastimar la nariz de los demás.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus