•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Se suele decir que hay un ramo para cada novia y es verdad, porque son tantas las combinaciones posibles de flores, colores y formas que solo tenés que tener en cuenta una serie de variables para acertar con el tuyo.

El ramo es uno de los complementos más importantes, uno de los que más destaca, de la imagen de conjunto con la que la novia se presenta desvelando el gran misterio de su look. las flores reflejan la personalidad y en este caso, tienen que ser las mejores aliadas a la hora de completar el estilo.

Tips

La diseñadora Isabel Méndez explica que la novia tiene que tener en cuenta lo que le favorece y lo que no. "Obviamente la novia quiere estar espléndida y con el ramo puede resaltar sus puntos fuertes", manifiesta Méndez. Es importante vigilar las proporciones. Si sos bajita y menudita, un gran ramo voluminoso y en cascada podría resultar exagerado, mientras que uno más pequeño, en bouquet o con asimetrías (flores de distintos tamaños) resaltará más el vestido. Si sos alta, el ramo en cascada es el ideal, sobre todo si el vestido lleva algo de cola.

De igual forma, los tonos naturales (color de piel, cabello, ojos y el maquillaje que elijás también tienen relación con el ramo de novia perfecto. A las morenas les favorecen los tonos vivos: flores naranjas, rojas, fucsias, acompañadas de ramas verdes, lo cual le dará luminosidad al rostro de la novia. Los tonos pastel, rosas, marfiles, azules; van genial con las novias rubias y de tez clara.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus