•  |
  •  |
  • Edición Impresa

¿Cómo elegir un color de esmalte para la tonalidad de tu piel? La manicurista y diseñadora neoyorquina Madeline Poople nos enseña las reglas: 

Cómo escoger un nude:

Poople explica que para una piel tono rosa pálido, un color puro lucirá mejor. Pues una piel ligeramente bronceada y con un tono oliva, se verá mejor con un nude más cálido, mientras que la piel más bronceada puede llevar cualquiera de los nudes con bastante facilidad, ya sean transparentes u opacos.

Cómo escoger un rosa:

El tono en coral es una excelente opción para combinar con una piel bronceada con un tono oliva, “mientras que los tonos magenta lucen súper imponentes en la piel más bronceada. El rosa chicle se ve increíble en las pieles más pálidas”, menciona Poople.

¿Quién puede utilizar los tonos pastel?

Si lo que querés es sobresalir, la manicurista aconseja elegir tonos más cremosos, “los tonos pastel lucen fantásticos en la piel pálida. Si tu piel tiene tonos rosados, optá por tonos pastel que tiendan a ser grises.”

¿Quién puede utilizar tonos juguetones brillantes?

“Este tipo de tonos lucen mejor en las pieles ligeramente y muy bronceadas. Los tonos más saturados necesitan de una piel más oscura, para que los opaque un poco.”

¿Quién puede usar metálicos?

Los colores metálicos se tienden a acoplar increíblemente bien en pieles oscuras, pues tienden  a verse ricos y radiantes, especialmente en un tono de tez más bronceado.

 

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus