•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Desde una pizza cuatro quesos hasta un Mercedes descapotable, un vehículo o un compañero para compartir apartamento; pocos deseos se le resisten a Yexir, un mayordomo virtual que, a través de whatsApp, permite comprar, vender, buscar o reservar productos o servicios.

Yexir.com es la empresa española que ha programado este servicio pionero, al que se le puede pedir “literalmente cualquier cosa”, según explican sus desarrolladores. “La idea es que Yexir solo necesita que el cliente diga qué necesita por WhatsApp para buscar instantáneamente en cientos de bases de datos y proveedores, comparar opiniones y enviar un mensajero por tu cena. Todo a la velocidad de la luz. Esa sencillez parece casi mágica”, asegura Jiaqi Pan, CEO de Yexir.com

El usuario dice qué necesita y el algoritmo de búsqueda de la empresa y el equipo de operadores se encarga de encontrarlo y enviar distintas opciones que encajan con  las  necesidades del cliente. “Antes no tenía tiempo para hacer casi nada y reflexioné si habría una forma de ayudar a gente en mi misma situación”, comenta  Pan, quien asegura que en China, su país natal, “ya existen estos servicios,  que te ayudan a solucionar todo tipo de necesidades”.

Modo de trabajo

Una característica que llama la atención es que la filosofía asiática invade todos los aspectos de Yexir, desde el modelo de crecimiento hasta la forma en que trabajan sus operadores. “Los llamamos samuráis”, dice Pan. De hecho, así se publicitan en la página web del servicio.

“Seguimos la filosofía de ser ligeros, planificar lo justo y contactar rápido. Cuando llega un tipo de pedido que no habíamos atendido antes, iniciamos un proceso de selección de proveedores viendo la valoración que la gente ha hecho de ellos”, añade. Yexir crece y mejora su servicio cuantas más peticiones se hagan y más complicadas sean de resolver.

“Hay gente que nos contacta para saber qué tiempo hará en una ciudad determinada. Este tipo de consultas son fáciles, basta con una búsqueda en internet, pero no nos sirven para mejorar”, afirma.

Siete “samuráis”

Los jóvenes detrás de Yexir prefieren los desafíos: “Nos sorprendió un cliente que se fue a un congreso en Alemania y nos pidió que le lleváramos ese mismo día unas tarjetas de visita que se había olvidado en España. Se las dejamos en la habitación de su hotel tres horas antes de lo que nos dijo”, asegura orgulloso Pan.

Su sistema combina un algoritmo informático con esos “samuráis” encargados de hablar con los clientes, a través de un “sistema de reconocimiento semántico que clasifica automáticamente cada pedido que nos hacen” a través de whatsApp.

“Si pides un hotel, el sistema lo clasifica en la categoría turismo. Luego tenemos una plataforma que permite a varios operadores atender un mismo número de whatsapp, no estamos cada uno con un teléfono en la mano”, bromea Pan.

Los clientes que quieran probar el servicio han de registrarse en la página de Yexir.com que por el momento cuenta con siete “samuráis” para atender cualquier pedido y la intención de los directivos es aumentar a 10 o 20 en los próximos meses.

“Hasta los procesos de selección de operadores los hacemos por whatsapp”, asegura el joven emprendedor.

Ahora solo basta esperar que el servicio se expanda a otros países para disfrutar de este servicio que  está haciendo una revolución en WhatsApp.

Funcionamiento

La mecánica de Yexir es muy simple. Se puede pedir lo que queramos, siempre y cuando ello implique un pago o un cobro. Yexir utiliza un algoritmo para categorizar las peticiones y ordenarlas según su tipo, para hacer que la respuesta no tarde. Una vez tocamos  que “la campanilla del mayordomo”,  un supervisor humano se encarga de resolver nuestra petición con la mayor brevedad posible.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus