•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Parece una nave de 'Star Wars' con la forma de una letra ‘H’ pero no levanta el vuelo ni surca el espacio, sino que permanece en tierra ayudando a mejorar la calidad de vida de quienes habitan en las regiones más remotas y menos desarrolladas del planeta, sin infraestructuras ni servicios modernos, o en zonas de países desarrollados donde abunda el sol pero escasea el agua.  

Este sistema llamado Watly, es definido por sus creadores como “la primera computadora alimentada por energía solar, que purifica el agua de cualquier tipo de contaminación,  genera corriente eléctrica fuera de la red convencional y permite conectarse a Internet desde cualquier parte”.

Después de construir y ensayar el primer modelo (1.0) en 2013, los desarrolladores de Watly fabricaron un segundo prototipo de esta máquina, el 2.0, que tiene el tamaño de un coche pequeño y ha sido probado con éxito en 2014 en la pequeña aldea de Abenta, en Ghana (Africa), proporcionado agua potable, electricidad y conexión 3G (voz y datos) a unas 750 personas. 

Los paneles generan 70 kilovatios hora y la batería tiene capacidad para abastecer durante cinco a siete días”. Marco Attisani, Inventor.

Ahora sus desarrolladores están recaudando financiación para construir y poner en marcha la tercera versión este sistema, la 3.0, de un tamaño similar al de cuatro autobuses urbanos, destinado a dar servicio a 3,000 personas, con capacidad para entregar unos 5,000 litros de agua diarios durante 15 años de vida útil y que se prevé que se instalará en África en 2016.

Durante una década y media de servicio, el funcionamiento de una unidad 3.0 puede evitar que se emitan a la atmósfera 2,500 toneladas de gases de efecto invernadero (dióxido de carbono o CO2), el equivalente a 5,000 barriles de petróleo, según los impulsores del proyecto, liderado por el emprendedor e ingeniero italiano Marco A. Attisani y con sede en Barcelona (España).

El modelo Watly 3.0, cuyas localizaciones previstas son Ghana, Nigeria o Sudán, es solo otro paso dentro del objetivo global del proyecto: transformar las vidas de millones de personas que todavía carecen de electricidad y de acceso a internet, lo que les permitirá acceder a esta fuente de educación y entretenimiento, según los creadores de esta máquina ‘3 en 1’.

Este sistema utiliza la energía térmica (calor de los rayos solares) y la electricidad fotovoltaica (generada a partir de la luz del sol) para producir vapor y poner en marcha un proceso que potabiliza el agua,  denominado de ‘destilación por compresión de vapor’, de acuerdo a los autores de este proyecto.

La megamáquina no necesita conectarse a la red eléctrica convencional para funcionar ya que aprovecha la electricidad generada por sus 40 paneles solares para abastecer, tanto a sus propios sistemas electrónicos, como a los aparatos externos, como ordenadores portátiles, teléfonos móviles y lámparas recargables.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus