•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Hoy en día, las nuevas generaciones vienen prácticamente con un celular inteligente en la mano que le da acceso a casi todo lo que hay en la red: internet, redes sociales y diferentes tipos de aplicaciones, pero no siempre saben cómo protegerse cuando están online. 

A menudo los jóvenes pueden sufrir amenazas de terceros, obligándoles a compartir información privada que atenta contra su integridad y seguridad, también pueden ser víctimas de acoso y abuso sexual. 

Uno de los casos más recientes en Nicaragua es el de un maestro que a través de mensajería enviaba contenido obsceno a una estudiante de 10 años. El caso salió a luz pública porque la niña mostró los mensajes a su padre y este lo denunció ante las autoridades correspondientes.

Pero no siempre los hijos e hijas tienen una buena comunicación con los padres. Aquí te compartimos algunos consejos de ESET Latinoamérica, empresa pionera en la protección de datos, para monitorear lo que tus hijos hacen cuando están conectados con el mundo digital.

1     Todo empieza con el diálogo. Los padres tienen que acompañar a sus hijos informándolos sobre amenazas y riesgos en línea, dándoles las herramientas necesarias para que disfruten de la Web en forma segura.

2    Instalar aplicaciones móviles que permitan regular el tiempo que los menores pasan con sus dispositivos, como la de control parental, con la que pueden limitar el acceso a determinadas páginas y habilitar o deshabilitar funciones del equipo.

3    Investigar y capacitarse: cuanta más información tengás sobre las amenazas que acechan en la Web, mejor podrás capacitar a tus hijos para que no sean víctimas de ellas.

4    Hazles entender los riesgos de aceptar contactos desconocidos. Deja en claro que pueden hablar contigo u otros adultos para pedir ayuda si reciben mensajes incómodos o inapropiados y diles que nunca compartan datos personales con extraños ni se encuentren con “amigos de Internet” solos, mucho menos sin avisar.

5    Por más de que confíes en los niños, es importante estar al tanto de sus actividades en Internet para asegurarte de que no estén hablando con desconocidos ni siendo parte de actividades dañinas como ciberacoso.

Aplicaciones para supervisar el móvil de tu hijo 

Los teléfonos inteligentes vienen dotados de funciones que permiten que estos sean controlados a distancia, como por ejemplo conocer tu ubicación y bloquearlos.

Teen Safe

Es un servicio de monitoreo que permite a los padres controlar el teléfono inteligente de sus hijos sin que estos lo noten. Usando esta aplicación los padres de familia pueden ver los mensajes de texto enviados, recibidos y borrados, ver las llamadas entrantes y salientes, conocer la ubicación actual del aparato, ver el historial de búsquedas en Internet, mensajes enviados a destinatario a través de Whatsapp e iMessenger, así como las publicaciones de Instagram y sus seguidores . La app está disponible para iOS y Android a un costo de US$14.95 por mes.

Life360 Localizador Familiar

Es una app de localización que no puede ser borrada por los adolescentes y permite en tiempo real ver la ubicación de los miembros de la familia en un mapa accesible solo por invitación, elegir cuándo compartir tu ubicación con cada familiar, chatear de forma individual o con todos los integrantes, recibir alertas cuando un miembro llega a un lugar y rastrear un teléfono perdido o robado.

La app está disponible para iOS y Android de forma gratuita.

Norton Family

Esta aplicación te mantiene informado acerca de los sitios web que los niños visitan y el contenido que descargan. La herramienta genera alertas de correo cuando los menores intentan visitar un sitio bloqueado. La app está disponible para iOS y Android de forma gratuita.

My Mobile Watchdog

Esta aplicación permite que los padres controlen el móvil de su hijo. Se pueden monitorear los mensajes que le llegan, así como el historial de llamadas, también permite a los adultos bloquear páginas web y aplicaciones, revisar el historial web, establecer un tiempo límite de duración de las llamadas y número de mensajes enviados, acceder a la lista de contactos y tener localizado al niño vía GPS. Los niños que están siendo monitoreados con esta aplicación son conscientes de ello, ya que dicha aplicación aparece en la pantalla principal del teléfono, no obstante es imposible desinstalarla desde el dispositivo monitoreado. 

La app está disponible para iOS y Android a un costo de US$5 al mes.

Footprints

Esta aplicación también es de monitoreo geográfico. Con ella se puede saber en tiempo real dónde se encuentran sus hijos, así como un historial de dónde estuvieron recientemente. También se pueden establecer límites que al ser cruzados generan una notificación para los padres. 

La aplicación está disponible para iOS y Android de forma gratuita.

Ignore no More 

Esta aplicación fue diseñada para bloquear el celular de tu hijo a distancia si este no contesta luego de que lo hayas llamado en reiteradas ocasiones. 

De esta manera, el usuario no podrá utilizar mensajes de texto, acceder a juegos, llamar a sus amigos o navegar por internet. Para desbloquearlo el propietario del equipo deberá devolver la llamada a sus padres quienes le proporcionarán un código de cuatro dígitos y de esta forma recuperar el control del aparato.

La app está disponible para iOS y Android a un costo de US$5.99. 


 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus