•   París, Francia  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Érase una vez dos intrépidos exploradores del espacio, Rosetta y su robot Philae, llegados desde la Tierra para observar un cometa muy lejano.

Así comienza el cuento de hadas de la sonda espacial europea y de su módulo de exploración, dos complejos aparatos con sus correspondientes encantadoras versiones de historieta y sus fans, hoy desconsolados en vísperas de que los dos aventureros corten para siempre sus vínculos con la Tierra.

"Pienso que se derramarán muchas lágrimas", dijo el consejero científico de la Agencia Espacial Europea (ESA), Mark McCaughrean, antes de la fecha de ruptura fijada para el 30 de septiembre.

Tras dos años en órbita alrededor del cometa 67P/Churiumov-Gerasimenko (conocido como "Churi"), a quien acompañan en su periplo alrededor del Sol a cientos de millones de kilómetros de casa, Rosetta pondrá fin a su misión científica marcando un hito en la historia de la conquista espacial, al posarse sobre la superficie de hielo y polvo del cuerpo celeste. Allí se reunirá con el robot de exploración Philae y juntos quedarán para la eternidad en la superficie del cometa.

Lo complicado es que muchos niños y no menos adultos siguen paso a paso las aventuras de los dos exploradores, no como las máquinas que son sino como encantadores personajes de caricatura, uno grande y otro pequeño, valientemente explorando el cometa y enviando las informaciones a la Tierra.

Famosos en el espacio

Rosetta y Philae se convirtieron en inusuales famosos del espacio, cada cual con su propia cuenta en Twitter. Hicieron vender camisetas, gorras y juguetes.

Videos animados presentan a los dos aventureros con aspecto humano: ojos que ven, cejas que expresan asombro y boca que sonríe. Y en el caso de Philae, hasta piernas.

Ahora, los mismos que crearon a estos simpáticos personajes se ven confrontados a una difícil tarea.

"Tenemos que hacerle entender a la gente de manera clara que realmente se terminó", explica Mark McCaughrean, a cargo de las relaciones públicas de la misión.

Sueño eterno

El cuento de hadas comenzó en enero de 2014, cuando Rosetta se "despertó" tras hibernar durante casi tres años para ahorrar energía en su viaje de 10 años desde la Tierra hasta el 67P, como una "Bella Durmiente" en el espacio sideral.

Un mes antes, la ESA había difundido un primer video titulado "Érase una vez".

El verdadero drama comenzó en noviembre de 2014 cuando Rosetta envió a Philae a posarse sobre el cometa.

Del tamaño de un lavarropas, Philae rebotó dos veces en la superficie del cometa antes de caer en una grieta poco iluminada, lejos de los rayos solares necesarios para recargar sus baterías.

Antes de caer rendido, pudo sin embargo realizar 60 horas de experimentos y observaciones. La gran pregunta en aquel entonces era si Philae despertaría cuando el cometa se acercara al Sol.

Lo hizo, y en varias ocasiones.

Con Rosetta en cambio, la misión cesará inmediatamente después de que la sonda toque la superficie.

Sentimientos humanos

La campaña de comunicación fue concebida para rendir cuentas a la opinión europea sobre hacia dónde van sus impuestos.

Philae tiene unos 450,000 seguidores en Twitter. El escueto mensaje que anunció su breve despertar de junio de 2015, "¡Hola Tierra! ¿Me escuchan?", se retuiteó 30,000 veces.

Incluso los científicos de la ESA se dejaron llevar. "La emoción que todos vamos a sentir la semana que viene, hasta en la ESA adoptará la forma de un sentimiento humano", confiesa McCaughrean.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus