•  |
  •  |
  • Edición Impresa

El cráter más raro de toda la Cordillera Volcánica de los Maribios, ubicado entre los conos Momotombo y Cerro Negro La laguna El Tigre se puede recorrer a pie, a caballo y pronto en bicicleta.es la nueva ruta turística que este verano ofrece la turoperadora Nicarao Lake Tours, en el occidente de Nicaragua.

Por su forma de hoyo redondo y profundo en el lado sur de sus faldas, este volcán se llama precisamente así, El Hoyo,  y forma parte de la Reserva Natural Pilas-El Hoyo, con una altura de 1,050 metros sobre el nivel del mar.A pie la jornada dura 4 horas.

Esta ruta está hecha para gente de espíritu aventurero, siempre dispuesta a conquistar  las más altas cumbres, como las águilas. Por eso, sus creadores han diseñado un circuito que incluye recorrido en vehículo todoterreno para visitar la laguna El Tigre, donde hay senderos que se pueden recorrer a pie, a caballo y muy pronto en bicicleta,  luego  avanzar  hasta la falda del coloso, donde los visitantes retoman el viaje a lomo de caballo, desde los cuales pueden conocer el ecosistema de la zona, rico en especies de aves y reptiles nativos como iguanas, garrobos, urracas, güises y otros.

Subir la gran montaña de fuego, que permanece dormida, pero respirando a través  de sus fumarolas, es una muestra de coraje que requiere un buen estado de salud física. La recompensa es la satisfacción de  haber alcanzado la cima y el placer de disfrutar de una vista  panorámica única, con el humeante volcán Momotombo y el lago Xolotlán al frente y el volcán Cerro Negro, detrás.

La expedición sale del Parque Temático los Maribios, ubicado frente a la entrada de  las ruinas de la que fue la primera capital de Nicaragua, León Viejo, en el antiguo Puerto Momotombo. Las ruinas de este lugar fueron declaradas Patrimonio Histórico de la Humanidad por la Unesco en el año 2000.

Además de punto de partida y llegada, el parque temático ofrece actividades de recreación para los visitantes en un fresco  ambiente bajo la sombra de árboles de mango y otras frutas tropicales. Lo mejor es quedarse a dormir en este pequeño pueblo para ir antes que salga el sol hacia el volcán y para eso existe el hotel de aventuras La Ceiba, que además de hospedaje, también garantiza camiones  para tours a los volcanes Momotombo, Cerro Negro y El Hoyo, y también lanchas para paseos y pesca deportiva en el lago- explicó el ingeniero Enrique Zamora, propietario de este hotel.Una parte del recorrido es a caballo.

Por su parte, Luis Núñez, administrador del parque temático, señaló que la expedición también contempla la posibilidad de acampar en el propio volcán El Hoyo,  en una hondonada cerca del cráter, desde donde por la tarde se puede disfrutar de una bella puesta del sol y por la noche acostarse boca arriba sobre la grama para observar las estrellas con la mayor tranquilidad del mundo.

Descansar un rato, tomarse la foto del recuerdo al borde de El Hoyo y seguir rumbo al volcán Cerro Negro, donde le espera el vehículo que les llevará a los Hervideros de San Jacinto, para observar las burbujas de lava que emanan de las venas del vecino  volcán Telica, son actividades propias de este tour.

Esta es una expedición candente, pero lo interesante es que las opciones y las rutas a seguir se ajustan al gusto de los  visitantes,  que en definitiva son los que quieren vivir una aventura inolvidable.