•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Quienes han visto el reality show Keeping up with the Kardashian conocen la agridulce relación entre Kourtney y Scott. Para quienes no han visto el programa, en resumen él es un hombre poco hogareño. Le gustan las fiestas, el alcohol, estuvo en drogas. Ella, por su parte es una madre a quien siempre veremos con sus hijos; es entregada. Y siempre que puede le reclama el mal esposo que es. Él se harta y prefiere pasar en clubes y no en casa escuchando el sermón de su mujer. ¿Cómo concluye esta historia? ¡Separación!

La separación de la pareja ya es un hecho público. Según fuentes, ambos se dejaron el pasado 4 de julio luego que a Scott Disick lo fotografiaron en una playa muy cómodo con una mujer, de hecho su exnovia Chloe Bartoli. La imagen se volvió viral en las redes y fue el medio a través del cual, Kourtney Kardashian se enteró de la posible infidelidad.

Una fuente anónima reportó al sitio de noticias de la cadena E! que Scott estuvo pregonando su soltería desde entonces. Kourtney lo dejó después de que vio las fotos (en Montecarlo) y él no ha estado en casa después de un largo mes de fiesta. La parranda y el alcoholismo le cobraron factura.

¿Costumbre?
En 2010, durante la filmación de Kourtney & Kim Take Miami, ambos se separaron temporalmente cuando Kourtney creyó que Scott tenía problemas con el alcohol. Él renunció temporalmente a las bebidas y asistió a terapia con Kourtney. Más tarde ese mismo año, la pareja se reconcilió.

Los días de fiesta de Scott habían quedado atrás. El año pasado, como se mostró en Kourtney & Khloé Take The Hamptons, Scott entró en rehabilitación luego de una noche de fiesta salvaje que lo hizo pensar que iba a morir. A pesar de que disminuyó los días que debía quedarse en centro, él dijo que la experiencia fue “aterradora y lo hizo “darse cuenta de cuánto está en juego”. Disick buscó un nuevo tratamiento en marzo de 2015, y se registró en un centro de rehabilitación en Costa Rica, donde él estaba “trabajando en sus problemas”, dijo una fuente.

Era la más estable
Aunque los problemas de pareja eran evidente, Kourtney hasta el momento era la más estable de las Kardashian. Khloé y Kim han atravesado polémicas relaciones inestables y escandalosas a lo largo del reality show.

Por ejemplo, el divorcio de Kim Kardashian después de volver de su luna de miel con Chris Humphries. Lamar Odom le fue infiel a Khloé y ambos terminaron su matrimonio en el 2014.

Ni Scott ni Kourtney se han pronunciado ante la ruptura. De hecho, al parecer ella se lo está tomando de la mejor manera. La Kardashian  recurrió a su cuenta de Instagram para publicar una foto ejercitándose. Escribió: “Sesión de ejercicios entre hermanas en esta mañana bajo la lluvia”.

¿Seguirá en el programa?
Keeping up with the Kardashians se encuentra ahora en su temporada número 10. Según medios como Hollywood Life, a pesar que Scott engañó a Kourtney, su suegra Kris Jenner lo quiere mantener en el reality “porque eso significaría más réditos económicos para el programa”. Pero ahora que la relación ha terminado, el parrandero Scott quiere publicar un libro sobre lo que significó vivir junto a las Kardashian. Eso suena a dinamita.

 

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus