•   Los Ángeles, California  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La serie "Veep" se alzó hoy con dos premios de interpretación en la 67 edición de los premios Emmy, el de mejor actriz y mejor actor secundario, que fueron a parar a Julia Louis-Dreyfus y Tony Hale, respectivamente.

Se trata del cuarto Emmy consecutivo y el sexto en la carrera de Dreyfus, que se impuso, entre otras, a Amy Poehler ("Parks and Recreation"), quien acumula 17 nominaciones sin alzarse con la victoria.

"Amo a las mujeres divertidas. Me encanta encarnar a mujeres fuertes y divertidas", comentó Dreyfus desde el escenario del Teatro Microsoft de Los Ángeles después de hacer unos comentarios satíricos sobre el ego del candidato republicano a la presidencia Donald Trump.

 Tony Hale. AFPAdemás, Hale repite el premio que consiguió hace dos años. Esta vez quedó por delante de favoritos como Ty Burrell ("Modern Family"). "Esto es una locura", acertó a decir el actor ante los aplausos del público.

Por su parte Jeffrey Tambor se llevó el galardón al mejor actor de comedia por "Transparent", donde encarna a una transexual llamada Maura Pfefferman.

Te interesa: Brillo, glamour y mucho calor en la alfombra roja de los Emmy

"Se lo dedico a la comunidad transgénero. Gracias por vuestra paciencia, coraje, inspiración, vuestras historias... Gracias por dejarnos ser parte del cambio", manifestó.

Es la primera victoria para el actor tras siete candidaturas. Las seis anteriores le llegaron como mejor actor secundario.

Asimismo, Allison Janney ganó la estatuilla a la mejor actriz secundaria de comedia por "Mom".

"Me siento como si hubiera ganado la lotería", afirmó la intérprete, que felicitó a sus rivales en la categoría y al creador de la serie, Chuck Lorre, por confiar en ella para dar vida a un personaje "tan traumatizado".

Se trata del séptimo Emmy que consigue Janney. Anteriormente obtuvo cuatro por "The West Wing", uno por "Masters of Sex" y otro por "Mom".

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus