•   Nueva York, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Media docena de estrellas del rap, como T.I., Big Boi del dúo OutKast, Killer Mike y Pharoahe Monch, acudieron a la Corte Suprema de Estados Unidos para defender el derecho a la libertad de expresión de un adolescente que fue expulsado de su escuela por una canción de rap.

La Corte recibió el lunes un escrito firmado por varias estrellas del hip-hop solicitando que la canción de rap de un estudiante de secundaria sea amparada por la Primera Enmienda de la Constitución, que garantiza la libertad de expresión.

Los artistas se asociaron a una treintena de académicos para constituirse en un "amici curiae" (amigo de la Corte), un mecanismo en el derecho estadounidenses que permite que actores ajenos a un caso puedan plantear elementos de contexto ante un tribunal para ayudar a dar un punto de vista diferente.

Ellos defienden a un adolescente que fue excluido de su escuela en Mississippi (sur) debido a una letra de rap publicada en internet.

"La corte de apelaciones en su decisión se niega a conceder la protección de la Primera Enmienda al rap, que algunos consideran como el género musical más importante de los últimos 50 años", expresó el grupo de artistas en un texto de 34 páginas.

En diciembre de 2010, el estudiante de secundaria Taylor Bell publicó una canción de rap llamada "PSK da Truth" en su página de Facebook, después de haber escuchado a varias de sus compañeras quejarse de acoso sexual por parte de dos entrenadores de la escuela.

"Un pistola en la boca"

En la canción, registrada con el seudónimo de T-Bizzle, el joven rapero ataca violentamente a los entrenadores: "Mirando hacia las camisetas de las chicas / Baba saliendo de tus labios / Vas a tener una pistola dentro de tu boca".

Para la escuela, estas palabras constituyen "amenazas" contra los maestros y motivaron a la expulsión del estudiante. Éste y su madre presentaron una denuncia contra el centro educativo, argumentando que esas palabras no deben ser tomadas al pie de la letra y que son comunes en las letras de rap.

Pero el joven no logró ganar la causa, incluso ante la corte de apelaciones federal ante la cual acudió. Sus abogados decidieron llevar el asunto a la Corte Suprema, el máximo tribunal del país.

Los jueces de la Corte Suprema aún no han determinado si aceptarán el caso y se estima que su decisión será anunciada en febrero.

"Las palabras de Taylor Bell son un lugar común en el rap, reflejan las convenciones del género. El gobierno castigó a un joven por su arte, y eso es lo más preocupante para el género musical que escogió para expresarse", dijeron las las estrellas de hip-hop y los académicos en su recurso.

Estos últimos citan ejemplos como el de Johnny Cashe, cuya canción "Folsom Prison Blues" dice "disparé a un hombre en Reno sólo para verlo morir" (I shot a man in Reno just to watch him die); o de Bob Marley, quien tuvo éxito con el tema "Disparé al sheriff" (I shot the sheriff).

Ninguno de los dos cantantes cometieron crímenes en su vida, recuerdan los defensores de Bell.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus