•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Cinco años invertidos en bibliotecas, archivos, hemerotecas y universidades necesitó el escritor Francisco Javier Bautista Lara para poder presentar a Centroamérica un trabajo serio y sistemático sobre Rubén Darío.

Para lograr entregar la obra “El último año de Rubén Darío” visitó todos los países del istmo en busca de qué se dijo sobre el poeta en su último año de vida. ¿Quién era Rubén Darío para los centroamericanos y cómo fue visto por ellos?, era la pregunta que buscaba responder  y descubrió que El Príncipe de las Letras Castellanas no era tratado como extranjero en ninguno de nuestros países vecinos, de tal forma que él era un centroamericano al que respetaban y admiraban en cada nación. 

Centroamericano 

“Darío amaba Nicaragua, pero también amaba Guatemala, El Salvador, Costa Rica. En El Salvador se le abrió la lucecita por la métrica francesa que le entusiasmaba tanto. Ahí se casó con Rafaela Contreras, hay un afecto especial por ese país”, dijo Bautista Lara.

Asimismo, señaló que “su trascendencia como creador y  la trascendencia  de sus textos impresiona. Podemos leer uno de sus poemas, un cuento, una crónica, todos escritos hace más de cien años y podemos encontrar vigencia en los temas que aborda y  aunque el movimiento modernista que creó, feneció, él lo trascendió porque su obra sigue vigente”. 

  • 6: 30 de la tarde iniciará la presentación de la obra en el Instituto Nicaragüense de Cultura Hispánica

El seguimiento sistemático que la prensa centroamericana es el eje primordial del libro de Bautista Lara, en un contexto en el que las personas letradas eran pocas y los periódicos eran solo para las elites culturales.

Primordiales 

“En la investigación encontré dos elementos importantes. El primero es que Darío fue asumido como una identidad común, fue acogido como propio y todo lo que se informa se ve así. El segundo elemento importante es el afecto por él, a pesar de las críticas existía ese enorme cariño y en ese último año debo decir que la crítica fue benévola con él”, prosiguió.

También asegura que a Darío se le enfoca como un genio pero también como un niño, como un niño grande que es siempre amable, que no agrede a nadie, que recibe las críticas y se las guarda. Aunque admite que hay cierta manipulación respecto de su persona. Además Darío estaba solo. La mujer que amaba estaba en España con su hijo pequeño y no podía hacer nada para regresar.

  • 5 años de investigación están condensados en el libro

“Los intelectuales, los políticos e incluso la Iglesia en Nicaragua lo utilizó. La gente quería asomarse a la cama del moribundo Rubén. Si pudiéramos hablar con él sin lugar a dudas, creo que diría que estaba sentimentalmente afectado porque antes de su muerte se publicó la agenda de lo que serían sus honras fúnebres y él la leyó”, afirmó Bautista Lara.

Estos y otros temas inherentes a ese paso entre la vida y la muerte son abordados en el libro que se presenta esta noche en el Instituto Nicaragüense de Cultura Hispánica. El acto contará  con comentarios sobre la obra por parte del Magistrado Dr. Carlos Guerra Gallardo, Presidente de la Corte Centroamericana de Justicia; el Dr. Ricardo Acevedo Peralta, Magistrado por el Estado de El Salvador; el Dr. Guillermo Pérez Cadalso, Magistrado por el Estado de Honduras y el escritor nicaragüense Mario Urtecho, debido a que él promulgó la unión centroamericana.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus