•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Tras la muerte de Carrie Fisher, muchas dudas han quedado respecto al futuro de su personaje en Star Wars. Lo último que se supo, para tranquilidad momentánea de los fans, es que la recordada "princesa Leia" ya grabó sus escenas para el Episodio VIII. Sin embargo, aún queda una interrogante para los mandamás de la franquicia.

Según informes de The Hollywood Reporter, la inclusión de Leia Organa en lo que resta de esta nueva trilogía es aún un misterio.

"Leia iba a tener un papel más grande en el Episodio IX que en el VIII". El octavo episodio ya terminó de filmarse y según se ha dicho, Fisher terminó sus escenas", cita el medio.

Potenciales spoilers. Pero ahí no queda todo. Entre los planes del director Colin Trevorrow (Jurassic World) y el guionista Derek Connolly estaban dos escenas claves en las que Carrie Fisher iba a tener protagonismo: "una reunión de Leia con Luke (Mark Hamill) y una confrontación con Kylo Ren (Adam Driver), su hijo que asesinó a Han Solo (Harrison Ford) en The Force Awakens".

THR sugiere que el equipo de realización tiene dos opciones: usar la tecnología CGI para recrear a Leia en digital (como ya se hizo en Rogue One) o eliminar las escenas. El director se reunirá en esta semana con la directora de Lucasfilm, Kathleen Kennedy "para discutir las opciones".

Por lo poco que se sabe, el rodaje del Episodio IX no comenzará hasta principios del próximo año, para estrenarse en diciembre de 2019, así que los cineastas tendrán tiempo de implementar la opción que crean más adecuada para la cinta.