•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El próximo 24 de noviembre la ciudad colonial será sede del II Festival Granada Creativa, en el que participarán destacados expertos en publicidad, entre ellos el director creativo de Leo Burnett Argentina,Fernando Zagale.

Zagale conversó con El Nuevo Diario sobre las satisfacciones y desafíos dentro de la publicidad.

¿Cómo decidiste que el mundo de la publicidad y la creatividad eran a lo que querías dedicarte?

Creo que más que una decisión fue algo que se dio naturalmente. Ya desde muy chico me gustaba mucho dibujar y crear personajes a los que les inventaba diferentes historias. Luego, mientras cursaba la escuela primaria y secundaria, hice cursos de dibujo humorístico y caricatura, lo cual me sirvió muchísimo para tener nociones en técnicas de pintura, proporciones y perspectiva. Al terminar la secundaria hice la carrera de Diseño Gráfico y luego estudié Creatividad en la Escuela Superior de Creativos Publicitarios. Así que podría decir que desde un primer momento tuve en claro que quería dedicarme a algo relacionado con la creatividad. 

¿Qué experiencia ha marcado tu trayectoria  en el medio de la publicidad y  la creatividad?

Lo que me marcó al iniciar mi camino en la creatividad publicitaria fue algo que tiene que ver con la perseverancia. En el 2003, siendo “trainee” en Ogilvy, me acuerdo de presentar ideas proactivas para festival. No era algo que nos pedían a mi dupla y a mí, sobre todo porque todavía no teníamos experiencia. Pero así y todo lo hacíamos casi sistemático. Día por medio ibamos con ideas para los diferentes clientes de la agencia. En general nos revotaban y era natural… Algunas ideas eran malísimas. Pero así fue como finalmente fuimos de las duplas con más piezas inscriptas en festivales y ganamos algunos de nuestros primeros premios. Esto me enseñó varias cosas: que en la publicidad no hay genios o fórmulas mágicas, lo que hay son ganas y mucho trabajo para llegar a ideas que estén buenas. Que no hay que menospreciar a nadie en la estructura de una agencia, ya que nunca sabemos de dónde puede surgir una buena idea. Que es preferible pedir perdón a pedir permiso. Si hubiéramos esperado a que nos dieran algún “brief” para festival no hubiéramos hecho nada más que nuestro trabajo diario como “trainees”.

También eres artista plástico e ilustrador ¿Cúal es tu fuente de inspiración?

Todo puede ser una inspiración y es por eso que siempre trato de hacerme tiempo para leer, ir al cine, ver series, ir al teatro, etc. Cualquier cosa nos puede inspirar, hasta lo que vemos en la calle. En mi caso también me resultan de inspiración artistas y diseñadores a los que admiro muchísimo como McBess, Alex Trochut o Mark Ryden, entre otros.

¿Considerás que la publicidad también evoluciona?

Inevitablemente las nuevas tecnologías condicionan todo lo que está relacionado al mundo de la comunicación: desde nuevos medios donde entablar lazos con los consumidores, como en el caso de las redes sociales, pasando por técnicas de posproducción cada vez más avanzadas hasta llegar a medios de impresión que revolucionan lo que hacemos como, por ejemplo, las impresoras 3D. Pero como estos cambios son cada vez más veloces, la adaptación de las agencias y de los creativos no siempre se produce en tiempo y forma. En mi caso puntual trato, junto con mi dupla, de entender las nuevas tecnologías y de nutrirnos mucho de las duplas más jóvenes que viven estos cambios de manera más natural. La mejor forma de hacerlo es generando ideas, muchas veces proactivas, usando los diferentes soportes tecnológicos y los recursos que van apareciendo.

En este contexto no diría que la publicidad está evolucionando. Más bien creo que definitivamente está cambiando la manera en que las marcas llegan a los consumidores, muchas veces a través de otros canales que no necesariamente incluyen a las agencias.

Siendo ilustrador y artista plástico, ¿Qué rescatas de estas disciplinas para tu desempeño en el mundo publicitario? 

Estas disciplinas me dieron un conocimiento muy valioso a la hora de hacer el seguimiento de producciones fotográficas y de artes e ilustraciones en general. También, al ser director de arte, me  resultaron de un gran valor agregado sobre todo en los inicios de mi carrera.

Algo que me sirve muchísimo en mi trabajo diario es primero bocetar en una hoja a mano y luego pasar a la computadora. Hoy en día es algo que no se suele hacer,  pero visualizar primero en una hoja un “layout” o un diseño ahorra muchísimo tiempo y permite encarar el trabajo en la máquina de una manera más efectiva. 

¿Cuáles herramientas considerÁs claves para los nuevos creativos?

Hoy en día los nuevos creativos entran a las agencias con muy poco conocimiento de otras herramientas que no sean las puramente relacionadas con la creatividad publicitaria. En el caso puntual de un director de arte, es necesario que además de haber estudiado creatividad sepa nociones básicas de dibujo, que tenga un buen conocimiento de diseño gráfico y que no solo sepa manejar Illustrator y Photoshop, sino que también utilice programas de edición y animación.

¿Cuál es la mayor satisfacción que te llevÁs al trabajar en el mundo de la publicidad y la creatividad?

Ver materializada una idea que me encanta. Esa es mi mayor satisfacción.

También poder trabajar en ocasiones con directores, fotógrafos e ilustradores de primer nivel, ya que se aprende muchísimo en esos procesos de producción.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus