•  |
  •  |

Es sabido por todos que el agua es fuente de vida, y elemento indispensable para nuestro existir. El agua colma los mares, los subsuelos, las cumbres y los valles.

Nuestro planeta azul lo es porque está embebido de ese vital líquido, pero es muy apreciada no solo por proveernos de subsistencia humana, sino también por ser un elemento mágico.

El baño un ritual

En la antigüedad, para muchos pueblos la acción de bañarse ha tenido un sentido de purificación y regeneración. Según nos cuenta la historia, los baños y la limpieza con agua han sido prácticas utilizadas por numerosas culturas desde hace miles de años, ya sea con fines terapéuticos, higiénicos o en rituales religiosos destinados básicamente a la purificación.

Hay ejemplos como el bautismo cristiano, las abluciones musulmanas y el mikvah de los hebreos ortodoxos que proceden de la inmersión ritual.

En la Grecia antigua esta costumbre se generalizó a partir del siglo V aC; sin embargo, fueron los romanos quienes a partir del siglo III aC desarrollaron una auténtica arquitectura de baños públicos calientes denominados termas.

Dentro de la magia esotérica, también se utilizan los baños cuando deseamos crear una atmósfera especial que nos ayude a alcanzar un estado de concentración, necesaria para dirigir la energía hacia el fin que nos hemos propuesto.

Los baños constituyen un ritual que utiliza el agua como medio, y las esencias, los aceites y los polvos como elementos mágicos para la concentración, la relajación y la conquista de nuestros propósitos.

Es un método sencillo y muy relajante que consiste tan solo en añadir al agua del baño unas gotas de esencias, aceites o un pizco de polvo o la infusión realizada con estos.

 

Su mágico poder

El agua es sinónimo de pureza por obvias razones, no obstante es también un excelente receptor. Si colocas un vaso de agua en una habitación donde las tensiones y malas vibras se sienten, el agua absorberá parte de ese ambiente y el agua se contaminará. Pero, pon un vaso de agua en una habitación de paz en la cual se elevan plegarias, el agua también logrará recibir esas buenas vibraciones y podrá ser utilizada en rituales y acciones de buena fe.
Por lo tanto, podemos afirmar que el agua se relaciona con nuestra fuerza interna o poder espiritual, y por eso que dentro del mundo de la magia, muchas personas conocen la influencia del agua preparada bajo el ciclo de la Luna Llena, e incluso la que recogemos en la noche de San Juan.

 

* Notas de estudio de MAGNOLIA. Parapsicóloga. Te ayuda a resolver tus problemas en el amor, contra envidia, mala suerte, estudio, trabajo y negocios. Lectura del tarot y las cartas del trabajo. Amplia gama de productos esotéricos de efecto verdadero. Atiende de lunes a sábado de 9 de la mañana a 6 de la tarde, previa concertación de cita. Barrio Santa Ana, de la iglesia de Santa Ana, media cuadra abajo, casa #2010. Teléfonos: 2266-2262 / 8699-0842, Managua