•  |
  •  |

El director de 27 años Josh Trank marca su debut fílmico con “Poder sin límites”. Basada en una idea original de Trank y el guionista Max Landis, la película se trata de tres adolescentes de bachillerato cuyo mundo cambia cuando por casualidad adquieren súper poderes telequinésicos.

En sus propias palabras, Trank explica el camino a hacer su debut fílmico desde el set de Poder sin límites.

¿Puedes hablarnos del origen de la producción?
Desde que era niño quería hacer películas. De pronto como adulto, recién salido del bachillerato, no podía conseguir un empleo porque sabía que tenía que dirigir una película. Tan difícil como fue que se me ocurriera una idea original, seguí intentándolo e intentándolo.

Se me ocurrieron un montón de cosas distintas que finalmente no funcionaron. Me di cuenta de que era porque estaba tratando de escribir una película que ya se había hecho un millón de veces antes. Llegó el momento en el que me di por vencido y simplemente busqué empleo como editor.

Tuve mucha suerte y me tocó editar un largometraje en Nueva York, que también produje. Fue un programa de 30 días con nada de dinero y mientras lo hacíamos me di cuenta que quería estar en el set; no quería editar y ya.


Me volví a inspirar y comencé a filmar estos videos cortos quitándoles el aspecto homenaje sin exposición normal ni nada. Algo que comienza muy normal y aterrizado en la realidad y luego algo muy extraño y espectacular ocurre y sientes que podría ocurrir frente a tus ojos.

Entonces hice este video, un video muy corto como de un minuto, llamado STABBING AT LEIA’S 22ND BIRTHDAY. Lo subí a Internet y la primera semana fue visto algo así como 10 millones de veces. Fue reenviado por todos lados. Era bastante congruente con lo que estoy mencionando. Empieza como un video de una fiesta universitaria: la gente está ebria y tenemos la sensación de que dos tipos están a punto de pelearse. Cuando comienza la pelea sacan espadas de luz, y uno de ellos recibe una puñalada. No tiene ningún estilo en particular, simplemente se desarrolla. Después llega la policía y son Storm troopers.

Lo seguí hasta el fin, no como chiste o como parodia sino con seriedad. Pero había algo que resonaba. Una semana después tenía un agente, y una semana después tenía un trato para hacer películas con Spike TV. Después obtuve trabajos de dirección. Terminé dirigiendo mucho de lo de mercadotecnia para Actividad Paranormal 2. Fue una cosa después de la otra y durante esto, la gente me decía que debería de hacer una película de este tipo, que ocurre en la realidad, y que es filmada por una persona.

Un día estaba en un avión, viendo por la ventana a las nubes porque soy un volador muy nervioso. Luego pensé, ¿qué tal si no me sintiera nervioso volando y pudiera volar yo mismo y jugar con mis amigos en una nube? Estaba en un estado de ánimo extraño y pensé, ‘Tengo que hacer un video donde estén unos tipos jugando con una pelota de futbol en un banco de nubes, y luego llega un avión y le pega a uno de ellos. Instantáneamente surgió y lo vi todo en mi mente.

Terminé encontrándome con un viejo amigo con el que estudié, Max Landis, y le platiqué la idea, y al platicarle se convirtió en un gran discurso de ventas elaborado en el patio trasero de un amigo mutuo. Se lo conté todo y Max se emocionó mucho y dijo que quería escribirlo. Lo escribió rapidísimo y se lo vendimos a Fox. ¡Y ahora estamos aquí, haciéndola!

¿Quiénes son los chicos de la película?

Crecí en Los Ángeles con muchos chicos cuyos padres eran realizadores importantes, así que ellos fueron el grupo mentor de personas en mi vida. Y para ellos, las películas deben hacerse de cierta forma y los personajes deben ser presentados de cierta forma. El mantra de PODER SIN LÍMITES es ir en la dirección opuesta y hacerlo lo más identificable posible. Max y yo, al caracterizar a estos chicos, queríamos cerciorarnos de que fueran tan normales y parecidos a nosotros como fuera posible, pero los ubicamos en un lugar completamente distinto; los suburbios de la clase media.

Nuestro personaje principal Andrew es un chico que es como ‘mosca en la pared’: todo mundo lo conoce pero en realidad no lo conocen. Los depredadores normales del bachillerato lo molestan porque no se defiende, lo cual es la razón principal para molestar a alguien. Ese era yo de niño. Me molestaban mucho porque soy muy alto. Resaltaba y era muy sensible emocionalmente, así que los más chaparros me molestaban porque era fácil. “¡Llorará muchísimo y será lo máximo!”.

Nuestro otro personaje principal es su primo Matt, que estudia con él y es un poco más social. Son el tipo de niños que cuando eran chicos eran  inseparables. De pronto llega el momento en que entran al bachillerato y Matt se va por un lado y Andrew por el otro.

La película empieza en su último año de bachillerato cuando ambos vuelven a ser amigos y están saliendo juntos.