•  |
  •  |

Médico Oriental (*)

 

Las terapias alternativas van ganando terreno en una sociedad que vive cada vez más de prisa y de forma menos natural. La acupresión triunfa como técnica medicinal basada en el gran poder de las manos.

La acupresión es un antiguo método chino que consiste en ejercer presión sobre un área del cuerpo, utilizando los dedos, las palmas y los codos con el fin de dar presión y estimular puntos específicos de los meridianos (o canales de energía) del cuerpo, cambiando el uso de las agujas por la presión de los dedos. Se trata de una terapia, incluso, más antigua que la acupuntura, que según un amplio sector de la medicina puede ser de gran alivio para la cura de determinadas enfermedades.

Hoy en día su extensión alcanza niveles mundiales, siendo utilizada cada vez más para aliviar diferentes tipos de trastornos, tanto físicos como psicológicos. Veamos entonces cuáles son los principales beneficios.

Alivia dolores y cura enfermedades

Su fin, como en la mayoría de las terapias alternativas, es restablecer el equilibrio de energía perdido por el estrés de la vida de hoy en día. Todo esto se consigue con la presión de los dedos en puntos específicos de nuestro cuerpo, con el objetivo de canalizar su energía de manera positiva, ya que se considera que las enfermedades surgen cuando estos flujos no están en perfecto equilibrio.

Según la medicina tradicional china, el cuerpo humano consta de una energía denominada chi o ki, esta energía es transportada por unos vasos conductores llamados meridianos, los que, entre sí, conectan todos los órganos del cuerpo humano. En estos meridianos hay diferentes puntos, que, son como una especie de nódulos o bultos en donde a veces puede quedar bloqueado el paso de la energía.

A través de la acupresión, una vez hallado el lugar en el que se encuentran los puntos, se ejerce presión durante unos segundos en ellos para restablecer de nuevo la circulación del chi por todo el cuerpo, aliviando de esta forma dolores y enfermedades causados por la obstrucción.

Efectos similares a la acupuntura

Cabe decir que lo más complicado es localizar los puntos, debido a que dependiendo del individuo pueden variar ligeramente de lugar o puede suceder que alguno no funcione de la misma manera en una persona u otra.

Al igual que con la acupuntura, estudios recientes han encontrado que la acupresión puede ser eficaz para tratar una gran variedad de condiciones: disminuir el dolor postoperatorio, combatir las náuseas matutinas y mejorar la calidad del sueño.

Según un nuevo estudio, la acupresión podría beneficiar a la salud en general para las mujeres.

Los investigadores descubrieron que después del tratamiento, mejoró la salud general; los autores señalaron que los individuos en el grupo de acupresión tuvieron una mejoría significativamente mayor en los cuatro ámbitos de la salud general que fueron medidos, en comparación con el grupo que recibió acupresión simulada. Su estado general de salud mejoró aún más después del segundo mes de tratamiento.

Gran ayuda para hipertensos

En lo que respecta a los efectos de la acupresión en el sistema cardiovascular, los resultados de un estudio reciente realizado en Suecia encontraron que la acupresión se relacionaba con cambios marcados de la presión arterial, el ritmo cardíaco y el flujo sanguíneo en la piel.

De acuerdo con estas observaciones, los investigadores concluyeron que la presión en ciertos “acupuntos”, puede influenciar perceptible y benéficamente el aparato cardiovascular.

¿Qué dolores puedo aliviar a través de ella?

Son muchos y variados los males y enfermedades que se pueden curar con la digitopuntura, pero si el estado de estos es grave, lo mejor será acudir a un centro hospitalario, porque si la afección está en una etapa avanzada, sería imposible, o como poco muy difícil, curarla con esta práctica. Entre los males tratables con acupresión, están:

Depresión, estrés y ansiedad

Trastornos digestivos como ardor estomacal o gastritis

Cólicos intestinales

Migrañas y dolores de cabeza generales.

Insomnio, nerviosismo, fatiga

Dolores musculares, de articulaciones y contracturas

Dolores menstruales o los sofocos propios de la menopausia

Cansancio y náuseas en embarazadas y dolores tras el postparto

Diarreas y estreñimiento

Cansancio crónico o debilidad

Adicciones varias: tabaco, alcohol.

 

Cada vez son más los profesionales occidentales interesados en este tipo de técnicas, pues se va descubriendo día a día que aquello que se creía antiguo está basado en un conocimiento exhaustivo del cuerpo humano, así como de sus diferentes sistemas orgánicos y músculo-esqueléticos.

 

Tome nota

(*)Tanyari Medicina Oriental.

Acreditado PR: 11306-2213.Por:

Practitioner’sRegister: Asociación de acupuntores y profesionales de medicina china Pan European Federation of TCM Societies (PEFOTS) / Fundación Europea de Medicina Tradicional China / Centro Comercial Managua / www.tanyari.com / 2267-1903 / 8624-2847