•  |
  •  |

Cuentan que Grace Kelly en su primer encuentro con Rainiero de Mónaco buscó sin cesar unos guantes en su habitación. Era verano, aparentemente no había excusa para cubrir sus manos, sin embargo, ella no tenía duda: presentarse con unas manos descuidadas y sin laca de uñas lo consideraba un detalle imperdonable.

Un cuidado aparentemente sencillo puede revitalizar su piel, devolverles la tersura y evitar las molestas manchas que surgen con la edad.

Para la especialista en belleza Maribel Yébenes, las manos están expuestas a múltiples agresiones y “precisan tratamientos que luchen activamente para alisar las arrugas y los pequeños pliegues”, aumentando así la elasticidad y el volumen de la piel para devolverles una apariencia joven y tersa, asegura.

Trucos para proteger las manos

La falta de hidratación vuelve a la epidermis áspera y con cierta escamación y sequedad, algo que facilita que sea fácil que se produzcan pequeñas heridas o cortes con el mínimo roce sobre la piel.

Para evitarlo, la firma Eve Lom propone Hand Cream SPF 1, un tratamiento que mantiene las manos flexibles y jóvenes, previene la aparición de manchas y protege frente a los radicales libres.

Hay que evitar el agua muy caliente para lavar las manos y utilizar un jabón suave y nutritivo.

Gracias a su factor de protección protege frente a los rayos UVA y los rayos UVB, aislando nuestra piel del medio externo.

Los expertos plantean sencillos trucos para mantener la piel de las manos sin grietas y aspereza, como aplicar crema hidratante varias veces al día, masajeando siempre para que penetre bien.

Recomiendan, además, que se evite el agua muy caliente para lavar las manos y utilizar un jabón suave y nutritivo.

Secar muy bien las manos, sin frotar demasiado para respetar la epidermis. Por la noche, para reforzar el efecto del tratamiento, aplicando una capa generosa de crema.