• |
  • |

La llegada del bebé es muy esperada por los padres, sin embargo, en algunos casos pueden presentarse algunos síntomas que pueden ser perjudiciales tanto para la madre como para el recién nacido, a esto se le denomina depresión postparto.

El ginecólogo Mauricio Ríos Barba, explica que la depresión puede ocurrir en los 12 meses posteriores al parto, para lo cual se usan los mismos criterios que en las mujeres no embarazadas. Según el especialista, los síntomas se presentan a diario por al menos dos semanas. Además, durante los primeros tres meses, el 14% de las mujeres experimentarán depresión posterior al parto.

¿Qué lo ocasiona?

“Se considera que la anticipación y la tensión del mismo evento obstétrico y la marcada alteración hormonal posterior al parto, así como la responsabilidad que genera tener un nuevo miembro en casa, son los principales factores desencadenantes de la misma”, dice Ríos.

Para Ríos es difícil estimar la incidencia, pero es realmente común en muchas mujeres, lo que pasa es que no se les presta la debida atención y los resultados pueden ser devastadores.

El “qué” la ocasiona es difícil de entender, según el especialista, en algunos casos se considera que la susceptibilidad genética, el evento mismo y los cambios hormonales del puerperio, pudieran ocasionar la enfermedad.

“El riesgo más importante para presentar depresión postparto es el tener historias de depresión anterior al embarazo, ya se sabe que esta depresión será mayor en este tipo de pacientes”, agrego Ríos.

Signos y síntomas

Los primeros síntomas son la alteración estado sueño-vigilia, disminución del líbido, la pérdida de peso, de apetito y ansiedad.

Otros síntomas que deben causar alarma es la irritabilidad, sensación de culpa, enojo e inestabilidad para convivir con el bebé. Cabe destacar que el hipotiroidismo es una causa de algunas de las depresiones postparto, las complicaciones incluyen la mala relación de la madre y el apego de ella con el bebé, existiendo siempre el riesgo de suicidio e infanticidio.

Tratamiento

El médico explicó que la primera estrategia será identificar a las pacientes y calcular la severidad de la enfermedad, seguidamente debe consultar a un especialista en psicología.

El tratamiento con psicoterapia y farmacoterapia siempre serán opciones para buscar la mejoría, cabe destacar que existen en el mercado antidepresivos, los cuales pueden ser compatibles con la lactancia.

7 Por ciento de los hombres presentan depresión a lo largo de la vida.

25 por ciento de probabilidades existe de que las mujeres presenten depresión.

"El riesgo más importante para presentar depresión postparto es el tener historias de depresión anterior al embarazo, ya que se sabe que esta depresión será mayor en este tipo de pacientes".

Mauricio Ríos.

Gineco-obstetra.