•  |
  •  |

Si eres de las que no pueden parar de probar diferentes cosas en el cabello, o ya tienes canas que cubrir, puede que necesites algunos consejos para evitar que pierda color. Cuando recién nos teñimos, el cabello queda brillante, suave y con un color luminoso. Si quieres que permanezca durante más tiempo así, sigue los siguientes trucos.

1 Hacer el tinte en el momento correcto

Espera unos días luego de lavarte el cabello para ir a la peluquería o hacerte el tinte en casa, ya que los aceites naturales del pelo ayudan a que penetre el color en las fibras capilares. Además previene la irritación del cuero cabelludo, que puede suceder si tenemos la piel sensible.

2 Esperar para lavar

Intenta esperar el máximo tiempo posible para lavarte con champú –luego de aplicarte la tinta–, porque así le darás tiempo al cabello para absorber bien todo el color. Si te lavas el cabello muy pronto, el color –que no se ha absorbido– se irá al mojar el cabello, por lo que desaparecerá también más rápidamente.

3 Usar los productos adecuados

Busca productos que estén hechos para pelo teñido, que lo protejan del sol y los contaminantes que puedan causar que el color se vaya más rápidamente. Algunos incluso ayudan a mantener el tono temporalmente y depositan algo de color para revivirlo. Evitar el champú con sulfato y cloruro de sodio.

4 Evitar otros tratamientos químicos

Permanentes y alisados, así como otros tratamientos químicos, pueden destruir el color que te has hecho, secan el cabello, alteran el color y aceleran el proceso de decoloración.