•  |
  •  |

La bicicleta podría ser considerada por muchos como aliada inseparable, porque permite ejercitarse de una manera que podríamos llamar integral, puesto que son varios músculos los que entran en movimiento cuando se da un paseo en ella.

Sin embargo, esas bondades de la bicicleta no resultan absolutas y, como casi todo en la vida, se han descubierto contras que hacen necesario reflexionar sobre si se debe o no andar en ella: muchos se preguntan con frecuencia si usar una bicicleta produce impotencia o disfunción eréctil.

Tome nota

Así que ojo, chicos. Según la investigación “Massacusetts Male Aging Study”, los hombres que andan en bicicleta por 3 o más horas durante la semana tienen el doble de posibilidades de presentar impotencia a largo plazo.

¿Por qué se produce este fenómeno? De acuerdo a varios expertos que realizaron ese estudio, esto se debe a que las sillas de las bicicletas presionan las arterias que llevan sangre al pene y eventualmente son la causa de este mal. Y si esto no te convence, también debés saber que en esta misma investigación quedó demostrado que el uso de la bicicleta contribuye al acondicionamiento físico; no obstante, se debe tener cuidado con el tiempo total que se emplea para su práctica. Una sugerencia de los investigadores es cambiar la silla de la bicicleta por una más cómoda, para evitar los problemas en las arterias.