• Miami, Florida, Estados Unidos, |
  • |
  • |
  • EFE

Los latinos aumentan su relevancia para los servicios de programación en Internet vía “streaming” (en directo), tanto como público consumidor, empresarios o como talento delante y detrás de las cámaras, según confirman estudios y personalidades de la industria.

“El público latino es el que, en proporción, consume mayoritariamente los productos audiovisuales 'online'”, afirmó a Efe el ejecutivo venezolano Jorge Granier, quien lanzó hace unos meses la plataforma Póngalo, en la que ofrece en español películas, series infantiles y telenovelas icónicas del archivo del canal Radio Caracas Televisión.

“Una gran masa de esos consumidores son jóvenes, pero también hay personas mayores a las que los canales de televisión tradicionales no ofrecen propuestas interesantes”, aseguró el ejecutivo que se formó en la televisora venezolana, propiedad de su familia, hasta que su señal fue retirada por el Gobierno chavista en 2010.

Una investigación de PricewaterhouseCoopers (PwC) confirmó esto indicando que los hispanos son los líderes de la audiencia de entretenimiento digital. Un latino consume un promedio de 12,49 horas de vídeo en Internet por semana, en comparación con la media nacional de 9,44 horas en EE.UU.

Es decir, 32 por ciento más, indicó el sondeo de PwC. Además, un 90 por ciento de los entrevistados aseguró que usaban al menos un servicio de “streaming” de vídeo en Internet. No obstante, la mayoría de los hispanos prefiere ver programación en inglés y tan solo 3 % de primera generación y 1 % de tercera lo ven en español, y aún así todavía sigue habiendo apetito por proyectos en lengua cervantina.

El mensaje ha sido recibido claramente por Netflix y Hulu, los servicios de “streaming” más importantes y famosos del mercado.

En los últimos dos años, ambas empresas se han dedicado a engordar su catálogo con películas y series con actores hispanos y producciones procedentes de América Latina y España.